Los consensos, la desinteligencia y los propósitos

POSADAS
MARTES 14 DE OCTUBRE DE 2014 - 13:23
Los consensos, la desinteligencia y los propósitos

El arte de gobernar se proyecta hacia el pasado al comienzo de los tiempos, entendiendo que requiere de objetivos claros y herramientas y acciones conducentes. Y si nunca es sencillo en términos generales, la complejidad se acentúa cuando se trata de la coordinación de un conjunto plural, en el que convergen perspectivas diferentes, concepciones políticas distintas.

https://twitter.com/noticiasdel6
https://www.facebook.com/canalseisposadas
WhatsApp
Telegram
Imprimir
En la última sesión en la Cámara de Representantes se patentizaron estilos de hacer política y conducirse. La misma exposición del titular del cuerpo cuando expone en defensa de los Presupuestos para el año próximo puestos a consideración del pleno, marca una forma de conducción que ha venido imponiendo desde su presidencia Carlos Rovira. Buscando el enaltecimiento de una labor que, cuando comenzó a reelaborarse soportaba un alto desprestigio social.

Año a año, la ciudadanía pudo observar una legislación pro activa, en muchos casos originada en bancadas de la oposición; en muchos otros, del oficialismo. Pero al momento del pleno, la unanimidad ponía en evidencia que por sobre las diferencias primaba el interés común de la sociedad.

Inesperadamente, el jueves último hubo un quiebre. Un legislador del oficialismo fustigó a la oposición porque iba a votar a favor del Presupuesto del Parlamento, luego de haberlo hecho en contra del Presupuesto general, en ambos casos correspondientes ambos al año próximo. La “chicana” –hacía rato que no se veía- provino luego que el titular de la bancada opositora de la UCR anunciada que votaría a favor al igual que los demás integrantes de esa representación. A renglón seguido el mismo expositor ucerreísta –Walter Molina- y dos de sus pares Germán Bordón y Gustavo González votaron en contra, sintiéndose “ofendidos”.

Pero tradicionalmente “siempre aprobamos el Presupuesto de la Legislatura” terciaría después otro miembro de ese grupo parlamentario Hugo Escalada, viéndole la pata a la sota: “están armando un frente electoral a nuestras espaldas y no me veo sentándome en una misma mesa con Ramón Puerta y Alfredo Schiavoni”, dijo con todas las letras.

Curiosamente, al fundamentar la decisión inicial del bloque de acompañar la sanción del proyecto de Cámara Molina decía que fundamentaban su decisión en los artículos 93 y 101 de la Constitución provincial, que los “obligaba” a aprobar un cálculo de gastos y recursos que “no puede ser vetado”. Pero todo el andamiaje constitucionalista se hizo añicos, no bien un opositor a ellos los “chicaneara” por no haber acompañado al Ejecutivo. De hecho la disidencia tampoco afectaba la aprobación, a diferencia de lo sucedido con la gestión gubernativa de Rovira que llegó a tener que actuar sin presupuesto. En la del actual mandatario siempre se contó con presupuestos aprobados por la Legislatura, virtualmente sin cambios respecto del proyecto original enviado.

Sin juzgar “porque no es mi estilo”, el presidente de la Cámara hacía notar que no compartía tales criterios, que de hecho aunque tampoco aceptara el No de la oposición entendía que hubiera diferencias de criterio. Aun así los exhortó a revisar conductas y economías de los países más desarrollados, a verificar el contenido real de conceptos vertidos. Como aquel de endilgarle el mote de “conservador” a una gestión que desde el 2003 viene mostrando que nada tiene que ver “con esa estatua de bronce que no se mueve y se limita a pagar sueldos, a pagar la luz”. Y que por el contrario se conduce en torno de una plataforma de gobierno para la que reúne recursos públicos y los destina a obras que tiene a su vez por objeto de su razón de ser a la sociedad en su conjunto y a los más necesitados, en particular.

Claro que en este marco Rovira busca hacer primar la convivencia para que en la confluencia de todos pueda orientarse esta política legislativa que vino dando leyes sólidas en las que la unanimidad consagró criterios misioneristas. 



Inicio  |  Top  |  Imprimir
El ahorro de papel nos ayuda a proteger el medio ambiente. Imprima solo lo necesario.