Precauciones al viajar con altas temperaturas

POSADAS
LUNES 22 DE DICIEMBRE DE 2014 - 17:48
Precauciones al viajar con altas temperaturas

Los festejos de fin de año se suman al inicio de las vacaciones de miles de argentinos que se desplazan a diferentes puntos turísticos. La oficina de Prensa del 15° Distrito – Misiones de la Dirección Nacional de Vialidad informa que las altas temperaturas del mes de enero pueden generar en los conductores inconvenientes que deberían conocer antes de iniciar su viaje.

https://twitter.com/noticiasdel6
https://www.facebook.com/canalseisposadas
WhatsApp
Telegram
Imprimir
Los expertos coinciden en que el calor dentro del auto influye en las capacidades y en el comportamiento del conductor: induce a la fatiga y actúa como un factor potenciador de cualquier alteración o problema que pueda tener el conductor. 

Además, disminuye la atención, la asimilación de información y la agudeza visual, e incrementa el tiempo de reacción y la agresividad, especialmente si se mantiene durante un período prolongado.  El calor, a su vez, produce pérdida del confort y anticipa los síntomas del cansancio, tales como: somnolencia, molestias generalizadas, irritación, calambres en las piernas y dolor de cintura. Además, la transpiración puede irritar la visión, lo que genera distorsiones en el campo visual. 


Cuando la temperatura del habitáculo alcanza los 30° C se incrementan en un 20% los errores de conducción y en un 22% el tiempo de reacción. El calor afecta la atención del conductor y ésta comienza a ser menos activa. Cuando el interior del vehículo supera los 24° C se incrementan los fallos en la conducción y hay más probabilidades de choques. Análisis realizados en el interior de varios vehículos expuestos al sol, en los días de mucho calor, demuestran que la temperatura interior puede superar entre 5° y 15° C a la temperatura exterior. 

Acciones para mitigar los efectos del calor
Hidratarse en forma continua.
Mantener el habitáculo ventilado.
No realizar sobrepasos ni maniobras exigidas. El calor puede alterar la percepción de distancias y riesgos en el manejo. 
Estar atento a las indicaciones de temperatura del motor.
Evitar horarios pico como el mediodía.
Tratar de refrescarse en cada parada.
No ingerir alimentos pesados.
Usar ropa fresca y clara. No conducir con ojotas ni descalzos ya que el pie puede engancharse.
Mantener las manos secas y limpias. No relajar la firmeza con la que se toma el volante.
Ante el menor síntoma de cansancio o fatiga, detenerse en un lugar seguro y no continuar el recorrido.
Regular el aire acondicionado a una temperatura de hasta 24°.
Parar cada 100 kilómetros o cuando se perciban síntomas de fatiga, durante largos períodos de conducción.





Inicio  |  Top  |  Imprimir
El ahorro de papel nos ayuda a proteger el medio ambiente. Imprima solo lo necesario.