SEGUINOS

NACIONALES

ARA San Juan: para uno de los investigadores, el submarino implosionó por un error humano

La principal hipótesis por la que el ARA San Juan implosionó y se precipitó al fondo del océano es porque cuando zarpó del puerto de Ushuaia el suboficial que debía cerrar de manera manual una válvula lo hizo mal. Por esa razón ingresó agua al submarino, esta entró en contacto con las baterías, se produjo un incendio, concentración de hidrógeno e implosionó. Así de sencillo y de trágico.

Es decir que se trató de un error humano, que sumado a la inclemencia del tiempo, mató a los 44 tripulantes y la Armada perdió el único submarino que tenía en condiciones de patrullar el mar.

Un grupo de familiares de víctimas, los que actualmente acampanfrente a Casa de Gobierno hasta que comience la búsqueda del navío, que quedó en manos de la empresa norteamericana Ocean Infinity, ya repudió las declaraciones que durante una exposición en una universidad realizó Jorge Bergallo.

Capitán de navío retirado, Bergallo fue comandante del ARA San Juan; es padre Jorge Ignacio, uno de los tripulantes desaparecidos el pasado 15 de noviembre; y es uno de los tres integrantes de la junta de accidentes que ya entregaron sus conclusiones al ministro de Defensa, Oscar Aguad.

Por estas razones sus palabras no pasaron desapercibidas entre los otros dolientes. Las dijo ante un numeroso auditorio de la Universidad del CEMA.
Parado frente a los atentos concurrentes a la conferencia, el marino emitió una sentencia que es un canto celestial para funcionarios y oficiales superiores investigados por la jueza federal de Caleta Olivia, Marta Yañez, por la desaparición del navío hace casi nueve meses.

-¿Por qué entro agua al submarino? ¿El snorkel, estaba cómo debía? ¿La violencia del mar de alguna manera lo daño?, le preguntaron desde la tribuna cuando ya llevaba 106 minutos de exposición.

Fue allí cuando el padre del segundo comandante de a bordo del ARA San Juan respondió sin dudar:

-En uno de los mensajes (navales) se dice ‘Por entrada de agua de mar al sistema de ventilación se produce el incendio’. Esto quiere decir que entro agua, y si entró agua de mar tiene que haber pasado por la famosa válvula E19. Ahora ¿por qué lo hizo? ¿Por qué se acumuló agua ahí? Tenemos diferentes teorías, Excepto que se encuentre el buque, y que se pueda llegar hasta ese lugar para ver si la válvula está abierta o está rota, las teorías van desde que la válvula quedó mal cerrada cuando zarparon de Ushuaia, porque es una válvula que se cierra al zarpar. No se toca, cuando el submarino va a zarpar, como en los aviones se hacen una serie de chequeos, de pruebas, y de preparación de mecanismos. Esta válvula se cierra cuando se va a zarpar y no se toca más. Excepto en casos muy imprescindibles, hasta llegar otra vez a puerto. El agua tiene que haber entrado por ahí. Hay alta probabilidad que el agua de mar entró por ahí. Es la única válvula que se cierra de manera mecánica. El indicador “abierto o cerrado” también es mecánico. Si bien hay varios que chequean cuando pasan por ahí, puede haber quedado mal cerrada porque quien la tiene que cerrar, cerró hasta que se puso dura, como una canilla, como un grifo, peroquedó un poquito abierta y entonces fue entrando agua de a poco, y ese de a poco, no generó problema hasta que los agarró el temporal y el agua que había en el balcón de baterías armó el corto circuito con las baterías al tocar dos conductores diferentes y ser agua salada.

No conforme con cargarle el San Benito a quien debería haber cerrado de manera correcta la válvula que presuntamente fue mal cerrada, el integrante de la junta de investigación agregó: “Desde el punto de vista del alistamiento, el submarino estaba en condiciones de navegar”.

Para el final, el submarinista sostuvo que “siempre hay imponderables” y opinó: “Si la válvula estuvo poco abierta o muy abierta eso no lo vamos a saber. En mi fuero íntimo, y en mi familia, nosotros no queremos que se encuentre el submarino. Es absurdo decir: ‘Este hombre está investigando y tendría que encontrarlo’. Pero yo no quiero saber cómo está el buque. Ojalá nunca lleguemos a saber cómo estaba la válvula. Ahora, como comisión investigadora puedo decir que el incendio fue por agua y la única forma de ingreso de agua es por esa válvula”.

Aguad ya recibió el adelanto de las conclusiones de la junta investigadora -y que coincide con las palabras del marino retirado expuestas en la conferencia universitaria- pero hasta el momento no fue girada al juzgado de la jueza Yañez, ni a la Comisión Bicameral parlamentaria que también intenta esclarecer la peor tragedia de la Marina Argentina en tiempos de paz.

En los próximos días la causa volverá a ser novedad: una de las tres querellas le pedirá a la magistrada de Caleta Olivia la imputación de los principales responsables de la zarpada del ARA San Juan y, entre otros, del ministro Aguad.

En el escrito se sostiene todo lo contrario a los que expuso el padre de uno de los oficiales desaparecidos. El ARA San Juan no estaba en condiciones de patrullar. Ya había tenido problemas en la navegación anterior, y entre otras irregularidades, no se le realizó el mantenimiento obligatorio. Un combo que resultó fatal.

Será difícil que la jueza conceda la medida, ella maneja sus propios tiempos.

Fuente: Infobae.

Descargar Semanario Seis Páginas