SEGUINOS

POSADAS

Aumento del 40 por ciento para el precio de la caña de azúcar

Será un 30% de base y otro 10% se pagará en compensación por los efectos de la sequía. Se acordó el precio de la caña de azúcar: 247,80 pesos la tonelada de la convencional y 273 la orgánica, con un aumento promedio de 30 por ciento, más 10 por la baja en la producción originada en la sequía que afectó a las plantaciones. Estaba prevista una zafra de 70 mil toneladas y sólo se colectarán 30 mil. Los nuevos valores tendrán además el porcentaje correspondiente a dulzura.

En la zafra anterior los cañeros recibieron 195 pesos por la tonelada de caña orgánica y 177 pesos la tonelada la caña convencional.

En tanto, el inicio de la zafra cañera está previsto para dentro de quince días y se calcula una cosecha cercana a las tres mil toneladas. Para este año se había estimado una producción de siete mil toneladas, pero debido a la sequía los cañaverales no se desarrollaron con normalidad. Los nuevos precios fueron acordados en la mañana de este jueves durante un encuentro que mantuvieron cerca de 100 productores cañeros con el presidente del Instituto de Fomento Agropecuario e Industrial (Ifai), Ricardo Maciel, técnicos del Instituto, el administrador del Ingenio Azucarero, Marciano Martínez, e intendentes de la cuenca cañera.

Negociaciones

La reunión, en el polideportivo de Mojón Grande, comenzó a las 10:00 y se extendió por una hora y media. En la ocasión, los productores expusieron la situación en que se encuentran a consecuencia de la sequía y solicitaron incluso un paliativo para cubrir las pérdidas. Además plantearon la posibilidad de no levantar la cosecha.

Por su parte, el titular del IFAI hizo una primera oferta y sobre ese valor se discutieron las opciones hasta acordar un incremento base del 30% en relación al precio del 2011 más un diez por ciento como compensación.

“Es un año especial por la sequía, por lo tanto el rendimiento sufrió el impacto. Pensando en el beneficio del productor, hacemos un esfuerzo especial en darle un incremento total del 40 %”, explicó Maciel. Y agregó: “así como el productor siente los efectos de la sequía en su chacra, poner en funcionamiento el ingenio -que tiene un costo operativo y muy poco volumen- significa una erogación importante para el Estado provincial”.

Precio “razonable”

Los precios acordados fueron bien recibidos por los productores. Gerardo Núñez, productor de San Javier, manifestó: “pedíamos un aumento razonable, un subsidio o una ayuda por este año para incentivar al productor a entregar la caña. Con este diez por ciento vamos a tratar de entregar, porque se calcula que perdimos un 70% ciento”.

Oscar Becker, productor de Mojón Grande, expresó que espera que “después de haber conseguido este precio, no haya una suba en el combustible ni el flete”. Además se mostró satisfecho porque “hubo una muy buena presencia de los productores, a diferencia del año pasado cuando fue escasa. Esto habla de la posibilidad de seguir plantando caña de azúcar”.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas