SEGUINOS

POSADAS

Capacitan a técnicos tealeros en buenas prácticas industriales

Se llevó a cabo una capacitación sobre buenas prácticas de manufacturas en manejo de té, en el marco de Cluster Tealero, que funciona desde el 2007 en la provincia, por medio del cual se busca mejorar toda la cadena productiva del tradicional cultivo. La jornada de capacitación se realizó en el secadero de té que la Cooperativa Agrícola Limitada Oberá (Calo) posee en la localidad de Panambí. La cita convocó a técnicos tealeros que trabajan en las industrias y fue la continuidad de la realizadae para aquellos que se desempeñan en áreas de plantación.



Helmut Kummrich, técnico de Ministerio del Agro y la Producción, confió que en total se sumaron 10 técnicos, distribuidos en las cinco cooperativas tealeras que forman parte del aglomerado productivo,  a razón de 2 por cada una. Uno se desempeña en zona de producción acompañando al colono en las plantaciones y el otro en la planta industrial, asesorando en la calidad del producto.



 



“En este caso la capacitación estuvo dirigida a los que operan en la industria, quienes tendrán a su cargo, junto a los operarios de cada cooperativa,  el manejo del producto en su faz de industrialización”, dijo Kummrich.



 



“La idea es implementar las buenas prácticas agrícolas (en zona de campo) y en manufacturas en la industria”, acotó el técnico.



 



En líneas generales, existe un diagnóstico sobre el estado de las cooperativas realeras, sin embargo “el objetivo es desarrollar un trabajo más específico en cada una de ellas”, señaló Kummrich.



 



La capacitación impulsada por el Cluster Tealero forma parte del Programa de Competitividad del Norte Grande, dependiente del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas de la Nación, y se financia, hasta en un  80 por ciento,  con la articulación y recursos de otros proyectos como el Prodernea (ya finalizado), el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), el Fontar y el Inaes.



 



Humberto Fontana, integrante del INTA, indicó que el objetivo final de todo este trabajo de capacitación es “lograr un te de calidad e inocuo, de decir que no provoque daño al ser humano. Hay que tener en cuenta que el 80 por ciento del te que se produce aquí se exporta y el mercado internacional está cada vez más exigente: pide calidad”.



 



“Por eso debemos manejarnos con criterios de calidad en todo el proceso del cultivo desde zona de plantación hasta la industrialización y para ello se precisa de un cambio cultural en la forma de procesar el té en todos sus eslabones”, subrayó.



 



Por su parte, Cristina Kuzuk, ingeniera industrial que participó del curso, explicó que las buenas prácticas manufacturas “estás relacionadas con lograr la inocuidad del té en el sector industrial. Es decir que no se ofensivo para las personas; que el consumidor tenga la garantía que el producto que adquiere fue elaborado bajo estrictas normas  de calidad”.



 



Además de la Calo, los 10 técnicos asesores se desempeñan en la Cooperativa Picada Libertad de Leandro N. Alem, la Cooperativa Ruiz de Montoya, la Cooperativa Tealera de San Vicente y la Cooperativa Agrícola Los Colonos Limitada.



 



El primer Cluster Tealero que funciona en la provincia desde el 2007 está conformado por representantes de todos los eslabones de la cadena productiva y aportará al sector,  en varias etapas, una suma cercana a los cuatro millones de dólares para financiar el trabajo del sector primario, como objetivo primordial, y el desarrollo de tecnología e investigaciones, en segundo orden.



 



La iniciativa fue elaborada en el marco de la Comisión Provincial del Té (Coprote) y propone como meta principal consolidar el sector primario de la actividad. En función de ello, se estableció que el 80 por ciento del monto de financiamiento propuesto sea destinado al sector primario mientras que el 20 por ciento restante será para desarrollo de tecnología e investigación.



 



El aglomerado productivo está integrado por representantes de cada una de las partes involucradas en el negocio tealero, además de las instituciones públicas y del conocimiento como la  Universidad Nacional de Misiones (UNAM), el instituto universitario Gastón Dachary y el INTA.



 



 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas