SEGUINOS

Opinión

Closs y el Bono a 100 años

Como siempre, trataré de hacer un análisis simple, esto no significa que carente de criterios y fundamentos financieros. El 10 de abril fui padre, por tercera vez, el mayor 24, el del medio 7 y el bebé. Preocupado por el futuro de mis hijos, podría pensar en inversiones.

El Bono a 100 años para muchos de nosotros nos excede y mucho, digo en cuestiones temporales.

Ahora, si pienso en el bebé empieza a adquirir lógica para su futuro.
Pensemos que si ponemos 1000 dólares  ( o el monto que se le ocurra a usted) cuando el adolescente tenga 14 años ya habrá recuperado su inversión nominal completa.

Le quedarán por delante 86 años para seguir cobrando intereses o salirse de la posición cuando lo quiera.

Es buen o mal negocio? Difícil de saber…Depende de para quien y como sea el devenir. Esta claro que futuras generaciones tendrán que trabajar para pagar ese interés. 

También es posible que un pancho y una coca valgan 1000 dólares en el próximo siglo.
Dudas y más dudas.

La única certeza es que estas cosas animan la timba financiera (en este caso a largo plazo pero con rentas en el corto aseguradas).

También es una certeza que estas cosas desaniman la inversión real en factores de la producción. 

Por último, este gobierno debiera evitar estas decisiones extremas donde nadie puede saber a ciencia cierta si están bien o mal.

El bebé recién nació,  mis hijos son jóvenes… Mi consejo como Padre y Argentino es que nos pongamos a producir, aun cuando quien invierta en la timba, en el otro siglo, pueda hacernos veru veru y mostrarnos que ganó más. 

A mis hijos, le quiero dejar el legado del riesgo, de la inversión,  de la generación de empleo y del TRABAJO.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas