SEGUINOS

POSADAS

Corrientes empieza a dejar de ser un “paraíso fiscal”

El gobierno de Ricardo Colombi ha comenzado a estudiar la aplicación de tributos provinciales a actividades económicas de alta rentabilidad para enfrentar sus cuentas en rojo. Más aún, le ha hecho saber al Parlamento que quiere recuperar la calidad institucional perdida y aunque a trazos gruesos ha presentado en la segunda mitad de noviembre el Presupuesto 2011. Todavía no puede asignar partidas a fines específicos no obstante tener en su territorio grandes empresas de millonaria facturación que, hasta hace muy poco, estaban exentas de aportar al fisco provincial.

Profesionales especializados en materia tributaria dan cuenta que la ganadería, uno de los renglones principales de la economía correntina empezará a tributar Ingresos Brutos. Primero con una alícuota baja que luego irán subiendo. Es cierto que todavía existe la posibilidad de acceder a un certificado para estar exentos. “Pero cada vez ponen más palos en la rueda y hoy por hoy esa posibilidad es inexistente”, advierten.



 



Otro tanto ocurrirá con la actividad forestal. Se estudia la aplicación de una tasa similar a la que tiene en vigencia Misiones. Lo curioso será que un puñado de empresas de esta provincia se fue a la vecina tierra del Taragüí para evadir tributos. Concretamente es el caso de una familia de transportistas, dueños de un medio de comunicación, que han apelado a los subsidios forestales de la Nación plantando en Corrientes.



 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas