SEGUINOS

REGIONALES

Corrientes: Iglesia de Goya y las versiones del hallazgo de un tesoro

Desde que trascendieron las imágenes del insólito hallazgo en el interior de la Catedral de Goya, descubierto tras hundirse el suelo en ese sector del templo, se sucedieron las consultas sobre el curioso suceso, que en algunos casos llevo a especular que se había encontrado un tesoro. Durante la mañana del jueves las puertas de la iglesia se mantuvieron cerradas y no hubo información oficial al respecto.

El descubrimiento se produjo tras el socavamiento que comenzó hace una semana con el desprendimiento de baldosas. El Obispo convocó a profesionales y solicitó su investigación. 

El hallazgo se produjo previamente a la Fiesta Patronal de Goya, en honor a Nuestra Señora del Rosario, en donde se advirtió en la catedral el desprendimiento de algunas baldosas por lo que fueron levantadas y sorpresivamente encontraron lo que sería un antiguo pozo de agua, según el diario El Litoral. Diversos profesionales y funcionarios de la ciudad brindaron su asesoramiento. 

En el lugar trabajan albañiles y arquitectos realizando tareas que son supervisadas por el obispo Adolfo Canecín y el vicario y párroco del templo, Juan Carlos López que señaló que están tratando de descubrir qué es para preservarlo. También estuvo ayer en el lugar el intendente, Gerardo Bassi, y uno de los representantes de la delegación local de la Asociación de Arquitectos de Corrientes, Dacio Agretti que señaló “estamos acompañando desde la Asociación de Arquitectos, delegación Goya, y observamos que hubo un pequeño hundimiento en baldosas, se descalzó un poco el piso, y hay un pozo antiguo que tiene un metro cincuenta de diámetro”. 

Además señaló que “el templo tiene al menos 150 años, entonces podemos decir que esta estructura es de antes de su construcción”. También mencionó que “hay historiadores de Goya que están interesados en el tema, y se va a leer los documentos del arquitecto Pinarolli que fue quien construyó la catedral” y que “ya hicimos un primer contacto con áreas del Instituto de Cultura para ver qué podría aportar”. 

Agretti dijo que “el Obispo pidió que se tomen el tiempo que sea necesario, como es algo comunitario, que se investiguen bien, y cuando se sepa qué es, que se haga algún tipo de inscripción para que la gente esté informada de lo que hubo allí”. El arquitecto hizo hincapié en que “no está en riesgo la estructura del edificio, esto se dio sólo en una parte del piso en la nave central”.  (Power Noticias)

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas