SEGUINOS

POSADAS

Crimen de Carballito: el sumario ya está en manos del juez Cantero

Tras varios pedidos de prórroga, finalmente este miércoles al mediodía la Comisaría de San Vicente remitió a Juzgado de Instrucción el sumario que se inició el pasado 26 de octubre por el homicidio del ex intendente Héctor Carballo. El juez de la causa, Juan Carlos Cantero, ordenaría a la fuerza que traslade al único detenido este jueves a la mañana para que designe defensor y en horas de la tarde podría indagarlo.

Francisco “Xhico” Borges Cabalheiro está sospechado de ser el sicario que mató de cuatro balazos a Carballo cuando éste salía del barrio Malvinas para dirigirse en su Renault 12 a una radio, donde tenía un programa matutino. El supuesto homicida residía en la localidad de Garupá, donde tiene un bar-pool, y fue detenido en los primeros días de noviembre, tras una paciente investigación de la División Homicidios.



En las últimas horas se sumó el resultado de una pericia que podría resultar clave para probar que Borges Cabalheiro fue quien disparó la pistola nueve milímetros con la que asesinaron a Carballo. Los peritos establecieron que las vainas servidas recogidas en la escena del crimen y un proyectil también marca FLB hallado en la casa del imputado estuvieron dentro de la misma pistola. A esa conclusión se llegó tras comparar la huella que dejó la uña extractora de la pistola sobre las vainas y el proyectil secuestrado en Garupá. Según los peritos, esa huella es única, como la que queda en el proyectil cuando pasa por el cañón de un arma, con lo cual hay certeza que esa bala estuvo en la pistola y fue extraída por el sicario, posiblemente como “recuerdo” del crimen que había cometido.



Carballo fue asesinado en la mañana del 26 de octubre pasado por un hombre que se movilizaba en una motocicleta tipo cross. El homicida lo esperó en el acceso al barrio Malvinas y le efectuó cuatro disparos, uno de ellos desde muy corta distancia.



La Policía obtuvo algunas características del homicida en base a testimonios. Un grupo de empleados municipales aportó un dato clave: el hombre huyó por la ruta provincial 13 hacia El Soberbio, pero en el camino tomó un camino terrado hacia Colonia Alicia, donde tuvo una caída con la moto y sufrió una lesión en su mano derecha.



Al sufrir el accidente, el sospechoso se reincorporó rápidamente, rehusó la ayuda de los vecinos y siguió viaje. En esa zona surgió el nombre del ahora detenido. Con ese dato, la Policía no tardó en establecer su domicilio y el 4 de noviembre allanó su casa, donde secuestró el proyectil que podría convertirse en el pasaporte para una condena por homicidio calificado.



 



 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas