SEGUINOS

POSADAS

Cuestionan detención de menor y denunciaron violencia policial

Gladys Rivas dijo que la policía detuvo a un sobrino suyo de 17 años que tiene buena conducta y se hizo cargo del mantenimiento de sus dos hermanos de 15 y 13 años –una niña-, acusándolo del homicidio del taxista. Pero también denunció violencia policial cuando allanaron la verdulería en la que trabajaba, violentando a los hermanos del menor y a su propia hija Daiana de 11 años tirándola al piso y poniéndole un revolver en la cabeza. A su vez, la pequeña Daiana da cuenta, con mucho nerviosismo, el mal momento vivido y la crisis de la que fue presa la hermana del detenido, que es sorda cuando lo vio esposado y encapuchado. “‘Mi hermano no fue’ le gritaba a los policías que también la tiraron al piso y le pusieron un revolver en la cabeza”, relató. “Nunca vi un procedimiento así”, señaló de su parte Rivas.

La mujer dijo haber preguntado al comisario por la detención, recibiendo por respuesta que era “por el homicidio del taxista. Le dije que no podía ser, que mi sobrino no mata ni a una mosca. No bebe, no fuma, cuando la mamá los abandonó, él se hizo cargo de sus hermanos. Iba a la escuela pero dejó de estudiar para trabajar emn la verdulería del barrio para mantenerlos”, señaló Rivas a /C6.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas