SEGUINOS

POSADAS

Detectan evasión por 133 millones de pesos en inspecciones a comercios de Corrientes, Chaco y Formosa

La Administración Federal de Ingresos Públicos, a través de la Dirección Regional Resistencia de la DGI, ha realizado durante 2010 unas 9.700 inspecciones y verificaciones. Detectaron tributos omitidos por más de 133 millones de pesos en toda la región que abarca las provincias de Chaco, Formosa y gran parte de Corrientes. 63 millones corresponden a contribuyentes chaqueños, 40 millones a correntinos y 30 millones de pesos a formoseños.

Se cerró con 896 auditorías impositivas externas con más de $72 millones de impuestos ajustados, 2853 verificaciones generadas por cruces de información con más de $37 millones y más de 6.000 verificaciones preventivas con $26 millones.



Los operativos masivos en la región generaron 8800 visitas a los contribuyentes con relación al cumplimiento de los regímenes de facturación-registración, relevamientos de personal y controles camineros.



En Chaco se realizaron unas 4800 inspecciones y verificaciones con más de $63 millones de impuestos omitidos; en Corrientes 2700 con más de 40 millones de pesos y en Formosa, 2.200 inspecciones superaron los 30 millones.



En Formosa, del total de inspecciones y verificaciones, un 40% de las mismas recayó en los principales contribuyentes y el resto en los sectores no identificados.



Los sectores económicos con más auditorías impositivas externas fueron los de comercio -372-; construcción -75-, agropecuario -163- e industria manufacturera -70 inspecciones-. Totalizaron más de $60 millones omitidos y más de $88 mil de ajustes.



En 34 de estos casos el organismo pudo detectar impuestos omitidos que representaron casi el 50% del total y en 9 de estos, los ajustes superaron holgadamente el millón de pesos.



Sólo 19 de los contribuyentes fiscalizados no conformaron los ajustes practicados por el organismo y originaron el inicio del procedimiento de determinación de oficio previstos en la normativa de procedimiento tributario nacional.



En estas auditorias el motivo de ajustes más frecuente fue la impugnación de compras/gastos y de pasivos computados en las declaraciones juradas del Impuesto al Valor Agregado y a las Ganancias respectivamente.



Las impugnaciones de compras y gastos se debieron sustancialmente a controles respecto de la legitimidad de las operaciones declaradas, tanto en su aspecto financiero como material (existencia de bienes y realización de servicios).



“El considerable aumento en las acciones de fiscalización del organismo en la región con relación al año 2010 y la diversificación de dichos procedimientos”, destaca AFIP.
(momarandu.com)

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas