SEGUINOS

POSADAS

Dicen que en Oberá un pastor ejerce sin autorización

Desde la cúpula de la Iglesia Evangélica Luterana Unida (Ielu) alertaron que “un pastor trucho está predicando sin aval institucional en la parroquia luterana Olaus Petri de esta localidad”.En un coamunicado emitido por esa comunidad religiosa que ha venido sosteniendo enfrentamientos internos en los últimos tiempos, se indicó que ahora, tras recibir “el reclamo formal” de la feligresía, el presidente de Ielu, pastor Alan Eldrid, encabezó la investigación que habría corroborado que “Almarante Padilla fue destituido hace nueve años”.

Sostuvo que “ha perdido todos los derechos conferidos en la Ordenación al Santo Ministerio, por lo tanto estaría incurriendo en usurpación de título eclesiástico”.



 



Eldrid en una carta remitida a Héctor Hultgren, titular del Consejo Directivo manifestó que “el señor Almarante Padilla fue pastor ordenado de la Iglesia Evangélica Luterana Unida hasta el año 2001.



“Fue destituido del Santo Ministerio en votación unánime sobre la base del informe del Ministerium a la Asamblea Extraordinaria celebrada en el año 2001 en la Ciudad de Resistencia, Chaco, en el marco del Artículo 14 del Reglamento de la Ielu”, indica.




Quienes son destituidos del Santo Ministerio pierden todos los derechos otorgados en la Ordenación, por lo que no pueden recibir llamado legítimo para predicar públicamente o administrar los Santos Sacramentos, “por lo tanto estaría incurriendo en usurpación de título eclesiástico si estuviese celebrando Palabra y Sacramento de forma pública”, subraya el escrito.




En tanto, calificó de “co-responsables aquellas personas que pudiesen haberle contratado para esta actividad y aquellas dependencias gubernamentales que lo hubiesen avalado”.




El conflicto en torno a la Parroquia Olaus Petri data de hace más de un año, cuando fueron excomulgados trece integrantes del Consejo Directivo. Dicha sanción se originó a partir del cierre del templo por supuestas refacciones, por lo que los pastores debieron celebrar la misa en plena calle.




El Consejo Directivo excomulgado despidió al pastor Clovis Kurtz y a su esposa, la pastora Mariela Pereyra. En tanto, ambos cuentan con el apoyo mayoritario de la feligresía y actual Consejo Directivo, presidido por Hultgren. La resolución del conflicto se dificulta ya que transita por dos carriles, el eclesiástico, que apoya a los pastores, y el judicial, donde ambas partes ya interpusieron recursos.



 




 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas