SEGUINOS

POSADAS

Director del Instituto San Miguel niega que hayan discriminado al niño con Sindrome de Asperger

Francisco Valdez dijo que por el comportamiento de un alumno de la Sala de 5 del turno mañana se redactó un acta en la que se solicitaba a los padres que acudan a un especialista debido a que el niño no respondía a ninguna consigna, ya sea de trabajo o de trato con sus compañeritos. “Cada tanto llamábamos a la madre para informarle sobre la poca evolución que tenía el chico, nula en algunos casos. Preocupaba que últimamente se estaba poniendo violento”, comentó en declaraciones a /c6. Uno de los casos más graves, de acuerdo con el relato del docente, sucedió cuando la maestra intentó separarlo en una pelea con otro niño y recibió un cabezazo y mordidas. “No expulsamos al alumno, la madre pidió el pase” a otra escuela, expresó.

Alvez observó que el alumnito “no respetaba pautas, y más de una vez él mismo se lastimaba y ni se daba cuenta”. Recordó, además, que se pidió a la madre que el chico iniciara un tratamiento. “Le insistíamos continuamente hasta que en una oportunidad nos trajo dos certificados médicos de un pediatra. En una que diagnosticaba un déficit de atención y en otra que lo derivaba a un neurólogo. Nosotros veíamos bien que asista a esos especialistas pero de ahí en más la mamá nunca nos trajo ningún informe. Ella habla que el chico tiene un sindrome particular pero nosotros no tenemos ningún especialista que nos indique eso”, sostuvo el docente.



La madre del alumno en cuestión, Fátima Rojas, comentó en declaraciones a /c6 que su hijo padece del Sindrome de Asperger, una especie de autismo leve.



El Director del establecimiento educativo ubicado sobre la avenida 115 casi Tambor de Tacuarí, de Posadas, manifestó que la maestra del menor “veía algunos indicios en cuanto a este Sindrome pero nosotros no estamos capacitados como para diagnosticar, inclusive el pediatra no está capacitado por eso lo deriva a un neurólogo”.



Según el docente, la madre nunca acercó un informe por escrito, “siempre venía y nos contaba pero nosotros necesitábamos que un especialista nos dé el diagnostico y nos asesore cómo trabajar con el chico”.



En todo momento, Alvez negó que en el Instituto se le haya discriminado al hijo de Rojas. “Los compañeros del chico se fueron alejando de él por temor”, explicó. Además, sostuvo que el niño necesitaba la atención exclusiva de la maestra y así la docente no podía atender a los demás chicos.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas