SEGUINOS

POSADAS

Donación de órganos: en Misiones fueron trasplantadas 126 personas en 2017

Unos 24 corresponden a renales; uno de riñón y páncreas en conjunto, seis hepáticos, un cardíaco, uno pulmonar, uno de páncreas, 44 de corneas y 48 óseos. El informe elaborado por /6d, detalla cómo es cada proceso, desde la decisión de ser donantes hasta el momento de la ablación.

En la actualidad en Misiones son 89 personas esperan por un riñón, seis por páncreas y riñón en conjunto, tres por hígado, dos cardíaco, dos pulmonar, 19 por corneas y uno por esclera, la parte blanca del ojo. “Esto crece y decrece día a día en función los ingresos de listas de espera y los trasplantados”, detalló Richard Malán,  coordinador del Banco de Sangre, Tejidos y Células de Misiones.

El proceso de donación

-Inicio

Cuando un paciente fallece en una unidad de terapia intensiva de un hospital en cualquier parte del país, el médico a cargo es quien inicia el proceso de donación de órganos y tejidos.
Se pone en contacto con el organismo provincial o el INCUCAI para trabajar de manera conjunta.

Certificación de la muerte

Se verifican los signos clínicos de muerte, se corrobora inactividad encefálica y se certifica la muerte bajo criterios neurológicos.

Tratamiento de los órganos 

Por medios artificiales se mantienen oxigenados los órganos y se realizan estudios de laboratorio que garantizan las condiciones óptimas para ser trasplantados.

La voluntad

Para saber si el fallecido dejó constancia expresa de su voluntad de donar los órganos se consulta en el Registro Nacional de Expresiones de Voluntad para la Donación.
Siempre se respeta la voluntad expresada por el fallecido, ya sea que lo haya hecho en forma escrita o verbal. De no haber expresado su voluntad, se lo considera donante.
En caso de menores de 18 años, son los padres o representantes legales quienes deciden sobre la donación de órganos y tejidos.

Búsqueda de receptores

Con las características biológicas y el grupo sanguíneo del donante, desde el INCUCAI o los organismos provinciales, se inicia la búsqueda de los posibles receptores a través de un sistema informático denominado Sintra.

Se toma en cuenta el grado de urgencia de los receptores, la compatibilidad biológica entre donante y receptor y la antigüedad en lista de espera.

-Asignación y ablación

Cumplidos todos los pasos, se traslada al donante al quirófano para proceder a la ablación de los órganos, a cargo de los cirujanos asignados para ese fin. Paralelamente los equipos de trasplante preparan a sus pacientes para la intervención quirúrgica.

Luego, el cuerpo del fallecido es entregado a la familia en perfectas condiciones, sin alterar su apariencia.

-Traslado de órganos y tejidos 

El traslado de órganos y tejidos se realiza con equipos que garantizan su total asepsia. Según el órgano, puede conservarse de 4 a 36 horas hasta su implante.

El trasplante 

Finalmente los médicos realizan el trasplante a pacientes que estaban inscriptos en lista de espera.

El órgano donado es trasplantado sin que influya la condición social o económica del receptor. Los pacientes sin cobertura social cuentan con programas provinciales que garantizan el acceso al trasplante y a la medicación inmunosupresora. Las obras sociales y sistemas de medicina prepaga están obligados a cubrir los gastos de los estudios médicos y el trasplante.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas