SEGUINOS

POSADAS

El “Baile de los Feos” irrumpió con lo no convencional en el debate público

La denuncia de un docente ante el Inadi por “discriminación” el llamado “Baile de los Feos” que se realiza desde hace seis años en diferentes localidades del interior y está programado este año para el 9 de octubre próximo, en General Alvear disparó el debate público en torno de la fealdad y la belleza, el derecho de un sector de la sociedad a disfrutar como desee, la sorpresa por una repentina repercusión mediática y la intervención del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo.“No veo el motivo de esta denuncia de la que me entero por los medios”, apunta el intendente de Alvear Víctor Serdiuk comentando que “es un baile tradicional que se realiza por sexto año, los cinco años anteriores en otros municipios.

” A nosotros cuando nos lo vinieron a plantear nos llamó la atención el nombre. Vinieron a pedir el salón comunitario y mantuvimos una reunión con los dos concejales; nos informamos del funcionamiento de esta fiesta. Nos chocaba un porquito el nombre pero no encontramos nada que discriminara”, agregó en declaraciones exclusivas a /c6.



 



 



Explicó “es un baile tradicional de las colonias al que va la gente que no tiene posibilidad de subir a un escenario en la Fiesta del Inmigrante, por ejemplo”. Serdiuk manifestó que “lo debatimos mucho y finalmente les dimos nuestros auspicio pero no quiero que se toma como discriminación a nadie. La gente viene se anota en una planilla y lo hace por propia voluntad. Personalmente creo que nadie es feo”, apuntó. No obstante dijo que “si acaso alguien se sintió mal, afectado, lo podemos considerar”.



 



De su lado el delegado del Inadi Mariano Antón que en principio consideró “un horror” que se haya naturalizado un concurso que, por ejemplo, el año pasado eligió a una mujer enana como reina y a un hombre con labio leporino como el rey de los más feos, porque esa calificación se transforma luego “en una suerte de autorización de la sociedad a llamar feos a personas que son distintas o tienen discapacidades”.  



 



No obstante, dijo que buscarán “conciliar posiciones entre el docente que formuló la denuncia y las autoridades municipales, junto a los organizadores del evento, porque siempre buscamos desactivar conflictos. Después veremos cómo seguir avanzando”. Antes había admitido que ciertamente son discriminadores los concursos de belleza de los que tradicionalmente participan mujeres, afirmando que “han ido cambiando cada vez más”. Inclusive el organismo intervino cuando en als condiciones se discriminaba a madres solteras o mujeres casadas.



 



Claro que la postura del funcionario fue observada por la mayoría de los televidentes que llamó a /c6 para sumar su opinión. Porque todos no encontraban reparos en que los llamados feos tuvieran su fiesta, nadie avaló que se descalifique a alguien por una discapacidad, pero se hizo notar que feo o lindo son valores temporales que estructuran las sociedades en cada momento de la historia. Se recordaron frases populares como: el hombre como el oso cuanto más feo más hermosa; la suerte de la fea la linda la desea, como “reparos” sociales a estereotipos de belleza.



 



Entre quienes llamaron lo hizo el psicólogo Juan Lafatta quien dijo que en principio tendría que viajar al lugar y analizar de qué se trata para responder preguntas relativas a porqué esta fiesta dura ya 6 años; porqué no se denunció antes; porqué no generó problemas. Hizo notar que como psicólogo ha tenido en cambio que atender los problemas planteados por la belleza: “si no sos lindo no existís te dicen los adolescentes; si sos feo estás afuera. Además hay adolescentes con problemas alimentarios endémicos. No he tenido casos por concursos de feos. Por lo que me parece que si llegamos a anular el concurso de los feos tendríamos que anular el de los lindos”. Inclusive reflexionó que el concurso de los feos hasta podía ser terapéutico porque en principio induciría a las personas a aceptarse tal cual son y hasta competir desde ese posicionamiento.



 



Varias televidentes mujeres, además, plantearon que todo giraba en torno de la apariencia externa y no se evaluaba “el corazón de las personas, cómo son, cuáles sus cualidades. Porque esto es lo que realmente importa. Muchas veces hay gente que no es linda como dice la tele pero es simpática y resulta inclusive más agradable, atractiva que la otra”.



 



También se plantearon las agresiones que se generan: una joven en Tucumán fue lastimada porque a otra le molestó que se considerara linda. Eso sí hubo una generalizada aceptación sobre la hipocresía social que suele “asombrarse” de algunas cuestiones mediatizadas y, sin embargo, acepta discriminaciones a diario. La más común de ellas, el derecho a la admisión, expresamente prohibido pero vigente en todo tipo de negocios: bares, restaurantes, boliches, comercios.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas