SEGUINOS

POSADAS

El disco de vinilo nunca se fue

También llamado disco gramofónico, es un formato de reproducción de sonido, basado en la grabación mecánica analógica. Aproximadamente hacia 1985 y a comienzos de la década de 1990 en los países latinoamericanos el disco de vinilo comenzó a ser desplazado por el CD-Audio, de menor tamaño y mayor durabilidad. Sin embargo, para los fanáticos de la música, en especial aquellos que se dedican a recopilar objetos varios, el disco de vinilo ocupa un espacio muy importante, ya que los coleccionistas de estos “objetos de culto” no se caracterizan por la cantidad de ejemplares que habitan su discoteca, sino por la calidad: ediciones importadas u originales. Clásicos comprados en la época en que salieron a la venta, tal es el caso de Anibal Gutierrez, un joven comerciante posadeño quien, de a poco, fue reuniéndolos porque le apasiona la música y ese formato. “Y la influencia de la familia, en casa siempre había algún disco de vinilo dando vueltas”, agrega.

Por siempre el Vinilo



El disco de vinilo o disco gramofónico es un formato de reproducción de sonido, basado en la grabación mecánica analógica. Aproximadamente hacia 1985 y a comienzos de la década de 1990 en los países latinoamericanos el disco de vinilo comenzó a ser desplazado por el CD-Audio, de menor tamaño y mayor durabilidad. Además, para eliminar gran parte de los inconvenientes de los discos de vinilo, han aparecido los lectores ópticos para discos de vinilo, aunque son extremadamente costosos para aplicaciones personales.



En la actualidad uno de sus muchos usos son como discos de mezclas para los DJ’s en salas de música. A pesar que el CD-Audio se ha impuesto sobre el disco de vinilo, éste se sigue editando ya que cada día más artistas también editan sus trabajos en vinilo y es utilizado tanto por los disc jockeys como por los melómanos.  Es el caso de la legendaria banda The Rolling Stone que para noviembre estan preparando dos compilados de lujo en ese formato.



Sin embargo para los fanáticos de la música, en especial aquellos que se dedican a recopilar objetos varios, el disco de vinilo ocupa un espacio muy importante, ya que los coleccionistas de vinilos no se caracterizan por la cantidad de ejemplares que habitan su discoteca, sino por la calidad: ediciones importadas u originales. Clásicos comprados en la época en que salieron a la venta, tal es el caso de Anibal Gutierrez, un joven comerciante posadeño que comento “que de a poco fue juntando, porque le apasiona la musica y ese formato de escuchar musica, y la influencia de la familia, en el hogar siempre habia algun disco de vinilo dando vueltas”.



En la parte posterior de su negocio, una librería ubicada en pleno centro de la capital provincial, tiene su colección de vinilos de todos los estilos musicales; rock, folclore, rock nacional internacional, musica clasica, musica instrumental, de película, “menos reggetone y cumbia hay de todo” agrega entre risas.



También, en el mismo local tiene una antigua reproductora de discos de vinilo, perfectamente cuidada, en especial la púa que se utiliza para la reproducción. Dice que “con el debido cuidado y limpieza, la púa puede durar años y llegar a reproducir 50.000 discos y se sigue escuchando de la mejor manera”, al igual que la debida proteccion de los discos “con un poco de agua, detergente, y papel higenico para conservar el sonido”.



Una de las caracteristicas del vinilo es su gran “amabilidad” con los sonidos graves, los bajos. Esto es algo que cuando aparece el Compact Disc se pierde por completo, dado que esas frecuencias son las que ocupan más lugar y son más difíciles de comprimir.



Anibal se define como un amante de la comunicación, y ademas de ser el dueño de una colección importante de discos de vinilo, conserva elementos muy utilizados en el periodismo de hace más de dos decadas: como ser un antiguo grabador de periodista y una cámara filmadora que data de los años 80, o libros de ediciones limitadas, asi como también billetes y monedas antiguas del país y del mundo. “Soy un verdadero cachivachero”, así de define Aníbal. Además, dice que la mayoria de los objetos de colección “los consiguió a través de Internet y destaca la importancia que tiene hoy en día  la “red de redes”, ya que se puede llegar a adquirir  objetos con mucho valor histórico y a precios accesibles.



 




 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas