SEGUINOS

POSADAS

Elevan a juicio a dos falsos inspectores de la Afip

El juez federal de Eldorado, José Luis Casals, dispuso enjuiciar a dos estafadores que se hacían pasar por funcionarios de la Afip por usurpación de autoridad, títulos, honores y uso de documentación pública falsificada. Los delincuentes visitaban locales de la provincia de Misiones, luego solicitaban dinero a los comerciantes e insinuaban que de esa manera no serían fiscalizados. En octubre del año pasado, los estafadores fueron hallados en la localidad de Puerto Iguazú tras una comunicación telefónica que realizó un contribuyente bajo la supervisión de la Sección Penal de la AFIP.

La Administración Federal recordó que no vende espacios publicitarios de ninguna clase ni tampoco ofrece promociones telefónicas. Por otra parte, ningún funcionario está autorizado a recibir dinero y los únicos mecanismos válidos para el tratamiento de las cuestiones tributarias y previsionales de los contribuyentes son los legalmente establecidos por las normas vigentes.
 
Tras una denuncia de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), la Justicia dispuso elevar a juicio oral a dos “falsos inspectores” que recorrían locales de la provincia de Misiones solicitando dinero a los comerciantes para evitar fiscalizaciones. Los estafadores podrían ser condenados de un mes a 6 años de prisión por usurpación de autoridad, títulos, honores y uso de documentación pública falsificada.
 
La denuncia de la AFIP recayó sobre el juez federal de Eldorado, José Luis Casals, y fue quien dispuso la elevación de todas las actuaciones al Tribunal Oral Federal de Posadas, para la realización del juicio.
 
Las denuncias contra los dos estafadores comenzaron cuando un contribuyente se acercó a la Dirección Regional Posadas a informar que dos “falsos inspectores” visitaron su comercio y, luego de registrar algunas anomalías, le pidieron una suma de $3000 a cambio de la venta de espacios publicitarios en una revista y protección impositiva.
 
Luego de recepcionar la denuncia del contribuyente, el personal de la Sección Penal de la Dirección Regional se comunicó con los “falsos inspectores” simulando la “contratación de sus servicios”. Una vez acordado el lugar de encuentro, se dio  intervención a la Fiscalía Federal de Eldorado y mediante el libramiento de una orden de allanamiento y requisa pudieron ser detenidos en Iguazú.
 
Entre los elementos secuestrados había: credenciales plásticas con la leyenda “informe impositivo publicación oficial para el personal de la DGI”, y otra que solo decía DGI, sellos, talonarios de facturas donde surgían nombres, apellidos, montos, planillas con nombre de fantasía. Cheques, celulares, billetes de moneda nacional, tarjetas personales y de comercios.
 
La AFIP no vende espacios publicitarios de ninguna clase ni tampoco ofrece promociones telefónicas. Por otra parte, ningún funcionario está autorizado a recibir dinero y los únicos mecanismos válidos para el tratamiento de las cuestiones tributarias y previsionales de los contribuyentes son los legalmente establecidos por las normas vigentes.
 
Por último, se solicitó a los contribuyentes que ante la sospecha de ser visitado por un “falso inspector”, se comuniquen al 0810-999-2347 o ingresen a la opción “Credencial Virtual”, disponible en la página web del Organismo (www.afip.gov.ar), a fin de verificar la identidad del funcionario que lo visita. Instaron a que denuncien estas anomalías, a fin que puedan construir “una mejor conciencia colectiva”.



 



 



 



 



 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *