SEGUINOS

POSADAS

Emoción: Amelia Bannan recibió el alta y seguirá el tratamiento en su casa

La historia de superación de Amelia Bannan sumó otro capítulo feliz este sábado, dado que finalmente recibió el alta en la Clínica Neuma Respiratoria y ahora podrá continuar con la recuperación en su casa, en San Vicente. “Pasó casi un año del accidente que la dejó en coma estando embarazada y ahora sale de acá caminando, hablando y con su hijo esperándola”, destacó el neurocirujano de Neuma, Marcelo Ferreira, en diálogo exclusivo con /6d.

"Ella entró al hospital con un politraumatismo grave producto de un accidente de tránsito. Estuvo en coma con un monitoreado de presión intracraneal, la situación era grave. Muchas personas quedan con secuelas importantes como no poder caminar o incluso quedar en estado vegetal y su caso nos sorprendió porque se va de la clínica caminando y hablando", detalló.

Amelia prestaba su servicio como Policía y sufrió un accidente de tránsito el 1 de noviembre del año pasado, estando embarazada. Quedó gravemente herida y en coma dio a luz a su hijo Santino, quien se convirtió en uno de los pilares de su recuperación, junto con el resto de sus familiares quienes en ningún momento la dejaron sólo ni perdieron la esperanza de verla bien a pesar de que en principio el diagnóstico no era alentador,

"Siempre dijimos que no había que apurarse y todo tiene su tiempo. en neurología hay que ir paso a paso. Ella tuvo una recuperación rápida, le hicimos una tomografía y decidimos dejar que se vaya a su casa a pasar el día de la madre con su gente", explicó Ferreira.

En ese sentido, agregó que ella dia a dia fue "sorprendiendo" a todo el equipo médico que la atendió con los contínuos avances que tuvo. 

"En un tiempo no le queriamos dar el alta pero avanzó mucho y ahora tenemos una noticia feliz. En menos de un mes se cumple un año del accidente y ahora está caminando y hablando bien. Los familiares ayudaron mucho para esto que sin dudas genera un antecente en la medicina", aseveró.

Hace menos de un año el panorama para Amelia era el peor, pero ella jamás se rindió. Luchó todos los días para eludir a la muerte y una vez que lo logró empezó su pelea por recuperarse y ser la de antes. Paso a paso, pero con grandes avances, con el equipo médico y el apoyo del pequeño Santino y los demás familiares que estuvieron con ella día y noche, pudo recuperarse y este domingo pasará su primer Día de la Madre con su hijo, rodeada de sus afectos. Una historia de película que recorrió el mundo y demostró que jamás hay que perder la esperanza.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas