SEGUINOS

POSADAS

En el lugar: Airsoft, una opción deportiva de estrategia basada en la simulación militar

El equipo periodístico de C6Digital, habló con el integrante de Yarará Airsoft, quien hace tiempo práctica el deporte y compite con su equipo en el ámbito provincial, nacional e internacional. “Hacemos una actividad lúdico-deportiva donde se utilizan materiales específicos como uniformes y marcadoras”, dijo. Explicó que se pueden desarrollar al aire libre y también en lugares cerrados. “Comprende todo lo que sea estratégico, táctico y trabajo en equipo”, resaltó.

En ese sentido, remarcó que es necesario tener al menos dos equipos que se enfrenten en una escaramuza simulada para conseguir un objetivo, que puede ser obtener un objeto. “Se usa el cuerpo y la mente para llegar las metas. Entrenamos los fines de semanas y nos preparamos para competir con personas de otras provincias y países”, detalló.

Contó que “somos reconocidos en Latinoamérica. En Posadas hay tres equipos y en el interior existen dos más. Nosotros salimos fuera del país y por eso somos conocidos. La gente de Paraguay juega muy bien, en Córdoba tienen buenos operadores, también en el sur. Los misioneros estamos bien vistos en este deporte”.

Respecto al Airsoft comentó que cada uno se compra su propia indumentaria y la personaliza de acuerdo al rol que ocupa.

Los escenarios y el equipamiento son similares a los que se podrían encontrar en un combate real: los campos de juego suelen tener muros, búnkeres, trincheras, torres, edificios y otros elementos para aumentar el realismo, así como todo tipo de vehículos: buggies, coches, quads, motos, entre otros.

Las municiones son prácticamente inofensivas, pero es obligatorio que todos los participantes  lleven gafas de protección homologadas y protección facial/bucal para evitar lesiones oculares y dentales, puesto que son las zonas del cuerpo más vulnerables. Si se respetan las normas, la probabilidad de sufrir un accidente es mínima.

“Es un juego un poco caro porque para equiparse bien se debe invertir unos 20 mil pesos. Pero igualmente no es necesario gastar tanto; con el uniforme y una marcadora ya se puede empezar a participar”, recalcó.

Indicó que “queremos lograr una asociación civil y que se lo registre como deporte extremo. Siempre hay anuncios de que se está tomando gente o aceptando aspirantes en las redes social. Se los asesora bien para que compren lo justo y necesario y no gasten más dinero del debido”.

Por último, aclaró que se usan marcadoras que son utilizadas para uso deportivo y no armas de verdad.

Descargar Semanario Seis Páginas