SEGUINOS

AGRO

“Hoy por hoy en la Argentina es más fácil hacer dinero en negocios financieros que trabajando”, observan

“Además, si en vez de tener 150 obreros, me dedicara a importar, desde un escritorio, ganaría mucho más dinero. Pero no lo hago ni lo voy a hacer porque nuestra vocación es la industria y la vamos a defender con uñas y dientes”. Las definiciones pertenecen a Román Queiróz, vicepresidente de Amayadap.

 

En declaraciones a C6Digital y ante la consulta sobre si la devaluación y un dólar alto beneficiaba a la industria maderera, dijo que “si bien puede beneficiar a un sector, sabemos que al asalariado no le conviene”.

Y citó un reciente congreso de Faima (Federación Argentina de la Industria de la madera y Afines) que integran 27 entidades de todo el país y de la que es secretario general electo en mayo último, señalando que cada uno de sus miembros hace una ponencia acerca de cómo está la situación entre sus integrantes. “Unas 25 entidades dijeron que ” si bien hay algo de actividad, no obtienen beneficios. Porque no están pudiendo trasladar a los precios los tarifazos y con una tasa al 40% tampoco hay márgenes”.

“La suba del dólar permite animarse un poco más a la exportación y alienta a los sectores perjudicados por la importación No obstante, lo que queremos es estar seguros que la inflación no se va a comer la devaluación. Porque si la inflación sigue así en 3-4 meses el porcentaje va a estar igual o peor que antes, licuando toda posibilidad de ganancias.

“Por eso estamos alertas y tomamos todo con pinzas, queremos ver qué va a pasar en agosto o septiembre, y ver si la inflación sigue galopante como ahora o no”, precisó.

Para añadir que “ingresa madera a horrores de Brasil, Chile y Uruguay, y ahora se redujo un poco por la devaluación. Los importadores están yendo a las industrias locales. Pero queremos ver si se mantiene, porque ya nos pasó con la anterior devaluación, en 2-3 meses volvemos a no ser competitivos por la inflación”.

Respecto a los compromisos asumidos con el sector manifestó que sólo en Misiones se cumple con las casas de madera, cuya construcción se incrementó, no así a nivel nacional. Y en cuanto a la Nación y la visita del presidente Mauricio Macri para hablar con la mesa forestal en Misiones, sólo se ha concretado la petición relativa a la Ley 25.080 de reintegro a la reforestación “cuyo monto el Gobierno cuadruplicó. Se trata de un subsidio que es beneficioso porque sin él, el valor de la madera tendría que ser otro y no habría consumo interno”.

..
Descargar Semanario Seis Páginas