SEGUINOS

NACIONALES

La deuda externa de la Argentina creció 20% en el tercer trimestre y superó los u$s216.000 millones

La deuda externa bruta total al finalizar el tercer trimestre alcanzó a u$s216.351 millones de dólares y creció un 20,3% en forma interanual, según informó este jueves el Indec.

De acuerdo con el informe de Balanza de Pagos, la deuda se incrementó en u$s11.436 millones con respecto a fines de junio pasado, lo que significó un aumento del 5,5% respecto de los u$s204.914 millones que registraba al finalizar el segundo trimestre.

La deuda externa bruta total se había ubicado al finalizar el tercer trimestre del año pasado en los u$s179.775 millones, según información oficial.

 

El Indec dio cuenta sobre estas variaciones en el marco del informe de la "Balanza de pagos", un estado contable estadístico que resume sistemáticamente las transacciones económicas entre el país y el resto del mundo. 

 

Esta Balanza comprende la cuenta corriente y de capital que incorpora las transacciones en bienes, servicios, renta y transferencias, dando como resultado la necesidad de financiamiento externo neto que se solventa con la cuenta financiera, donde se registra el cambio de propiedad de los activos financieros y pasivos con no residentes, y la variación de reservas internacionales.

 

La información dio cuenta, además, que la Posición de Inversión Internacional, es decir, el saldo entre el dinero que los argentinos tienen y deben al exterior, bajó 31% luego del blanqueo de capitales a unos u$s 29.981 millones, frente a los 43.579 millones de igual período del año pasado.

 

En el tercer trimestre de 2017 la cuenta corriente registró un déficit de U$S 8.683 millones, explicado por el saldo negativo de la balanza de bienes y servicios de U$S 4.482 millones, un débito neto de ingresos primarios de U$S 4.158 millones y un déficit de ingresos secundarios de U$S 44 millones.

 

El déficit de la cuenta corriente resultó U$S 5.789 millones mayor al de igual trimestre del año anterior, "lo que se explicó fundamentalmente por el deterioro de la balanza de bienes".

 

Dicho de otra forma, si el año pasado la balanza comercial arrojó una ganancia de u$s 1.792 millones durante el tercer trimestre, entre julio y septiembre de este año dejó una pérdida de 1.712 millones, con un amesetamiento en las exportaciones y un incremento del 25 % en las importaciones.

 

En el tercer trimestre se registraron importaciones por U$S 17.493 millones, mostrando, respecto de igual período de 2016, un crecimiento de 25% en su valor, mientras que los precios aumentaron 4% y las cantidades 20%.

 

La suba de precios fue generalizada para todos los usos económicos, excepto piezas y accesorios para bienes de capital, registrándose el mayor incremento en combustibles y lubricantes, 13%, seguido de bienes intermedios, 10%.

 

Las cantidades aumentaron para todos los usos económicos, excepto combustibles y lubricantes, presentándose los mayores incrementos en vehículos automotores de pasajeros, 46%, piezas y accesorios para bienes de capital, 31%, y bienes de capital, 26%.

 

Este déficit por cuenta corriente se saldó con una mayor necesidad de financiamiento externo que en el tercer trimestre ascendió a u$s 8.626, unos u$s 5.842 millones respecto al año anterior.

 

Fuente: Iprofesional.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas