SEGUINOS

POSADAS

La Escuela Técnica Nº 1 tiene custodia especial tras confuso episodio con una alumna

La interventora en la EPET Nº 1 Lucía Gris dijo que solicitaron y les fue concedida una custodia especial de la Policía de la Provincia, luego de un intento de secuestro de una alumna de 14 años, del primer año, perpetrado el viernes de la semana pasada. La chica fue abordada por un hombre que caminaba con la cabeza gacha, poco después que descendiera del colectivo en el que llegaba desde su casa, en la avenida Centenario.

Y otros cuatro bajaron de un Fiat negro con vidrios polarizados intentando llevarla hacia el auto, pero ante los pedidos de auxilio de la alumna, una vecinas salieron en su ayuda y los raptores se dieron a la fuga, explicó la docente basándose en el testimonio de la chica.


 


 


 


“Actuó muy bien porque llegó a la Escuela a pedir ayuda y se hicieron las respectivas denuncias en la Comisaría de la Mujer. Una la hicimos nosotros desde la Escuela y otra la hizo la madre”, añadió en declaraciones a /c6.



 



Manifestó que a partir de ese episodio, el primero que se registra en ese colegio, solicitaron una custodia especial a la Policía que la lleva adelante con personal de civil.


La investigación policial


Por su parte, desde la Policía descartaron que se trate de un caso de intento de secuestro. En la Jefatura dijeron que existen dudas sobre cómo ocurrieron los hechos, ya que la víctima –tiene catorce años- habría dicho en un primer momento que los jóvenes que la interceptaron fueron cuatro y luego habló de tres, aunque no pudo aportar ninguna característica física de los delincuentes.

 

La menor contó que bajó del colectivo en la avenida Centenario casi Corrientes y a unos cien metros, cuando caminaba hacia la Epet 1 fue abordada por los muchachos que se desplazaban en un Fiat Uno negro. La estudiante sostuvo que intentaron sustraerle la mochila y que fue manoseada, pero no que hayan intentado introducirla en el coche.

 

La jefa de la Comisaría de la Mujer volvió a entrevistarse con la chica –reside en el barrio Parque Adán- y ésta reiteró su relato, aunque en ningún momento habló de una tentativa de secuestro.

 

Desde la fuerza recordaron que la semana pasada una adolescente que cursa sus estudios en el Colegio Santa Catalina había denunciado junto a sus padres que había estado secuestrada en una vivienda, pero luego se comprobó que todo era mentira y ese tiempo había permanecido en compañía de su novio.



 


 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas