SEGUINOS

POSADAS

La industria audiovisual debe sustentarse también con recursos provenientes de la publicidad

Lo planteaba Luis Lázzaro, coordinador general de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca) señalando que no debe esperarse que la pauta del Estado o subsidios financien la actividad. “Uno de los desafíos por resolver” es el del cumplimiento de lo contemplado en la ley: que los grandes anunciantes no concentren el paquete publicitario en los medios concentrados, en productos presentados como federales cuando son de competencia porteña, sino que los distribuyan en las Provincias. Lo publica el Semanario /6p en su edición Nº 128

Fue una de las consideraciones planteadas en el Foro de Políticas Públicas para el Desarrollo de la Industria Audiovisual Regional, que tuvo lugar los días lunes y martes últimos en la Legislatura provincial, organizado por el nodo Misiones del programa Polos Audiovisuales Tecnológicos que impulsa el Sistema Argentino de Televisión Digital Abierta (TDA).



Lázzaro habló de las expectativas generadas en los cambios de paradigmas que plantea la Ley N° 26.522, consignado que así como las décadas del 80 y 90 permitieron la trasformación del mapa productivo a escala global, hoy hay un nuevo escenario aportado por la tecnología. La forma o el vínculo entre el ciudadano y los contenidos se transforma rápidamente; los contenidos de la audiencia global bajan a terminales personales, cada vez más segmentadas, móviles.



Hizo notar que “tenemos fuertísimas presiones delas compañías de telecomunicaciones, que se muestran más dinámicas en términos de inversión y facturación y quieren quedarse con porciones del negocio. Hoy tenemos que pensar no sólo como cambiamos el modelo concentrado en Buenos Aires, monopólico, sino también tenemos que pensar en cómo se van a sustentar los contenidos. Porque no serán solamente por políticas públicas, pautas oficiales o subsidios”.



Recordó que cuando la sanción de la nueva ley había únicamente 45 señales de televisión abierta, de las cuales una docena eran de provincias, como el caso de Canal 12 de Posadas. Marco en el cual, las emisoras provinciales buscaron dar respuestas y contenidos locales, destacó. Pero el modelo de consumo sigue siendo en un 75-80 por ciento de vínculo físico de carácter pago, que también busca ingresar a la ola transformadora. “Y lo que viene detrás de esto es la gran ofensiva de la telefonía móvil, celular y de conectividad de banda ancha, que les da a las compañías telefónicas mucho mayor rédito que la televisión por cable”.



Indicó que cabe entonces el debate de como desarrollar una TV abierta, gratuita y de calidad, con acceso inclusivo, para hablar después de las posibilidades de interacción que posibilitan los nuevos aparatos de conexión digital.



 




Entre algunas certezas y muchas incertidumbres



Néstor Piccone,  presidente de la Federación Cooperativa de Productores de Contenidos Audiovisuales (FecoopTV), hizo notar que así como se dispone de “algunas certezas, tenemos que afrontar muchas incertidumbres”, para recordar la existencia de una televisión monopólica, concentrada. Advirtió que revertirla “no es una cosa que se resuelva rápidamente”.



En tal sentido señaló que “hay cuestiones que parecen enfrentadas. Una televisión abierta y gratuita y la realidad es que la gente está con televisión por cable. Es más, muchos empresarios y del sector cooperativo están expectantes con hacerse de esos cables a partir de la desmonopolización –que no es desinversión como dice Clarín-. Muchos ven una contradicción en esto pero yo creo que existe la posibilidad de integrarse, la tv abierta con la de cable”.



Por otra parte dijo que “también hay que convivir con incertidumbres.  Porque mientras por un lado estamos poniendo antenas y torres para la televisión abierta, desde las telefónicas nos dicen que podremos acceder desde internet a partir del celular. Tenemos entonces que convivir y buscar la forma de hacerlo en buenos términos”.



Recordó que quedan entre 4-5 años para el anunciado apagón analógico del 2019 y que no es ése un tiempo demasiado extenso como para la realización de contenidos que permitan cubrir 24 horas de transmisión. Habló después de las producciones de Tinelli que logran atraer a personas del interior del país, para indicar que la propuesta es, en cambio, hacer una verdadera televisión federal, en la que las producciones provinciales –elogió realizaciones de Canal 12- muestran al país la diversidad cultural real. (www.seispaginas.com)



 



 



 



 



 



 



 



 



 



 



 



 



 




 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas