SEGUINOS

POSADAS

La Mesa de Frigoríficos solicitó prorrogar uso de controladores electrónicos de faena

 

El sector cárnico de la provincia solicitó a la Nación que se prorrogue la aplicación de la normativa que exige la utilización de controladores electrónicos de faena a partir del próximo 1ro de marzo por, en otras entre otras razones, el plazo insuficiente para afrontar los altos costos que deben asumirse para adquirir la tecnología que demanda su aplicación.

 

El petitorio fue rubricado tras una reunión que mantuvieron el ministro del agro José Luís Garay, integrantes de la Mesa de Frigoríficos de Misiones y el Gerardo Díaz Beltrán, presidente de la Confederación Económica de Misiones (CEM) en la sede de la cartera provincial este último martes.


“Ante la inminencia del vencimiento del plazo fijado para el 28 del corriente para la compra de los equipos electrónicos previstos en la disposición 3 E 2017 del Succa, solicitamos un plazo de 30 días para el cumplimiento de esta obligación…para atender el elevado costo de los equipos que asciende a los 350 mil pesos y que para la mayoría de los frigoríficos resulta casi imposible su financiación al corto plazo…” remite la nota enviada a Marcelo Rossi, subsecretario de control comercial agropecuario dependiente del ministerio de agroindustria de la Nación.

 

Fondo de garantía a medida

Por otra parte, se confirmó que en gestiones previas de la Mesa de Frigoríficos se consiguió revertir los alcances del fondo de garantía. El mismo se establecerá a partir del promedio de faena del año inmediato anterior y no por un monto fijo que exigía el pago anticipado equivalente a un mínimo de 3 mil cabezas.

De esta manera se disminuirá el monto de dinero inmovilizado con el fin de garantizar el pago en caso de incumplimiento. De todas maneras, se siguen estudiando alternativas para encontrar herramientas financieras para sustituir el pago de las garantías.

Ampliar oferta

El pedido de prórroga al funcionario nacional también incluye la necesidad de ampliar la oferta de proveedores de esta tecnología, debido a que aún si las empresas cumpliesen con la adquisición no podrían disponer de la misma en un plazo menor a los 30 días, por la documentación requerida y debido a que quienes la comercializan priorizan la entrega a los grandes frigoríficos y con mayor capacidad instalada que la de los 17 que operan en Misiones.

Financiación

El aplazamiento de implementación solicitado, pretende favorecer a las gestiones avanzadas para acceder al financiamiento de los equipos que correría por cuenta del estado provincial a través del Fondo de Crédito de Misiones con una tasa anual del 14 por ciento, hasta en 24 meses, al que se sumaría el Banco Macro que se mostró interesado incluso en comprar los equipos para luego ponerlos a disposición de las firmas cárnicas con una tasa muy conveniente, según afirmó un integrante de la Mesa de Frigoríficos quien se reunió con autoridades de la entidad bancaria.
También desde la regional del Banco Nación mostraron su voluntad de facilitar créditos aunque en este último de caso, la entidad aún no recibió información al respecto.

Blanqueo de la economía

“Estamos de acuerdo en absoluto con este tipo de medidas que persiguen la transparencia de la actividad productiva. Si todos contribuyen con impuestos podríamos bajar la pesada carga impositiva y podríamos recuperar competitividad” expresó el titular de la CEM, Gerardo Díaz Beltrán quien además destacó “el aporte y el acompañamiento” del ministro José Luís Garay.

Por otra parte los industriales cárnicos plantearon la necesidad de contrarrestar la proliferación de las faenas clandestinas y si bien todavía no es posible el autoabastecimiento, que se implemente un registro más exigente para controlar que las carnes que ingresan a la provincia desde otros puntos del país tengan el mismo tratamiento y que se apliquen los cánones correspondientes para defender la industria cárnica misionera.

Descargar Semanario Seis Páginas