SEGUINOS

NACIONALES

Los argentinos le creen a Messi y al Papa pero no tanto a Macri y a Tinelli

Antes incluso de la clasificación, Messi y el Papa ya eran las dos figuras con mayor credibilidad, según un relevamiento. Tienen más de 50% de confianza, en contraste con políticos de diversos partidos y celebridades. Incluso al Presidente, sólo le cree el 34% de los consultados. Pero parece que hay poco por hacer: el 66,7% confía más en los animales que en las personas
Los argentinos somos desconfiados: no creemos fácilmente en nadie. La duda está primero, en general, al conocer a otras personas.
Y si de credibilidad se trata los políticos, en general, son los menos creíbles, mientras que estrellas del fútbol o el Papa Francisco gozan de alta confianza.

Según una reciente investigación social para conocer el índice de confiabilidad en el país, existe un bajo nivel de confianza interpersonal de los argentinos y una baja credibilidad referentes locales en general.

En medio de la corrida cambiaria y pocos días antes de que comenzara el Mundial de Rusia, Taquion Research & Strategy realizó un estudio nacional sobre 2.270 casos que dejó en evidencia el bajo nivel de credibilidad y confianza entre los consultados.
Casi siete de cada 10 argentinos manifestó, según el estudio, ser desconfiado cuando recién conoce a una persona; asimismo el 62,7% de ellos considera que el argentino es desconfiado. Con respecto a la Argentina, un 70% sostiene que en general el país no es confiable.

En la misma línea, el 66,7% está de acuerdo con que es mejor confiar en los animales que en las persona.

Entre los políticos argentinos evaluados, si bien el nivel de credibilidad es bajo, María Eugenia Vidal consigue un par de puntas más en credibilidad y lidera la encuesta, con apenas un 39,4% de aceptación; pero el 50,6% dice no confiar en la gobernadora bonaerense.

En segundo lugar se ubica Elisa Carrió, con una credibilidad del 38,2% y un 52,5% de rechazo. En tanto, el nivel de credibilidad de Mauricio Macri alcanza al 34,4% de los consultados, con un 55,6% que asegura no creerle cuando habla. Por último, la ex presidenta Cristina Fernández obtiene una credibilidad del 33,1% de los consultados.
Esta baja confiabilidad en figuras políticas contrasta con otras personalidades públicas, que gozan de mucha mayor credibilidad. El Papa Francisco evidencia un alto nivel (el 52,7% de los consultados manifiesta creerle); lo mismo sucede con Leo Messi, que goza de un 52,6%.

Pero también hay otras personalidades de baja credibilidad, como Marcelo Tinelli, al cual solo el 23,5% de los consultados dice sostiene creerle cuando habla, o como Mirtha Legrand, con un nivel de 35,3% de respuestas positivas.

Pero también la desconfianza abunda en otras situaciones de la vida cotidiana. El 55,7% no le cree a los empresarios cuando sostienen que deben despedir empleados para no cerrar la empresa; el 58,1% no le cree al Gobierno cuando dice que trabaja para mejorar el futuro y un 66% descree de la oposición cuando dice que solo le preocupa el futuro de todos los argentinos. Sólo mejora un poco la credibilidad sobre los comerciantes, cuando sostienen que aumentan sus productos porque a ellos les aumentan (44,3% sostiene creerles).

Por último, ante un hecho en que interviene la Policía, su credibilidad es muy baja: solo el 22,1% sostiene creer a policías frente a un 48,4% que confía en los testigos. (El Cronista)