SEGUINOS

POSADAS

Los pensamientos de grandeza también deberán ser para los demás

Stamateas hacía notar que aquello que está en el pensamiento se encontrará en el exterior, para advertir que “pobreza es un estado mental mientras que escazes es lo que falta afuera. Cuando incorporamos pensamientos de bendición y felicidad es probable que los encontremos en la calle”. Pero advirtió que también estos pensamientos deberán dirigirse a los demás.


Habló entonces de “la ley del pigmalión” a propósito de la experiencia desarrollada por un profesor en Estados Unidos. Le dijeron que muchos de los alumnos de ese cuatrimestre tenían alto coeficiente intelectual y así los trató. Al final del período los chicos habían aumentado efectivamente su capacidad intelectual”. Esta proyección cabe también para la familia, para los hijos. “esperar de ellos lo mejor”, señaló.


 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas