SEGUINOS

PROVINCIALES

Marcha por las Dos Vidas: desde la ciencia y la fe, señaló Giménez

La ex senadora, vicegobernadora y diputada provincial mandato cumplido, Sandra Giménez, destacó la concurrencia a la manifestación en la plaza 9 de Julio y convocó a “sumar para que con responsabilidad y respeto se escuchen también nuestras voces, Porque estuvimos siempre a favor de la vida. Luchamos contra el aborto ilegal desde hace muchísimo tiempo”. Añadió que “lucho por el derecho de las mujeres desde 1996, siguiendo el camino de muchas otras mujeres”.

Y manifestó que desde entonces “luchamos por los derechos de las mujeres,  hablando de nuestros indicadores  de nuestras realidades. Por eso creo y estoy convencida que lo que estamos haciendo es el camino correcto: el de hablar, de darnos ciencia y fe. Y digo ciencia y fe porque van de la mano. Porque lo que expresamos desde la medicina es el concepto específico del inicio de la vida, en el momento de la concepción y la evolución en la primera semana la segunda semana en la tercer semana. Es de la misma célula que cuando tenemos un mes, 20 años, 50, 60, 80. Son las mismas, exactamente las mismas células. Por eso antes de los tres meses después de los tres meses seguimos siendo personas, sujetos de derecho”.

Dijo que la maternidad transforma a las mujeres, hay un antes y un después . Para indicar que la maternidad “es demasiado importante. Por eso tenemos que trabajar en la educación sexual y por eso siempre insisto con la Iglesia Católica y con toda su representación en que hoy tenemos que revisar nuestras propias consignas, en el aprendizaje. No alcanza con defender los métodos naturales porque los métodos naturales no alcanzan a evitar o a planificar un embarazo o a planificar una familia”.

Indicó “necesitamos ajustarnos a la ciencia y por eso los escuelas religiosas, en las universidades en las capacitaciones, en los cultos, hay trabajar desde una sexualidad plena y absolutamente responsable, libre, llena de amor, sin violencia. Es lo mejor que podemos hacer y también hago en esta instancia una reflexión que me pareció muy importante después de muchas conclusiones y haber leído mucho de haber estudiado mucho. Es también desde las iglesias evangélicas trabajar y en todas las confesiones religiosas en el mismo sentido agregándole reconocer a María como nuestra Madre, Madre de Jesús y Aquella que nos guía y con su manto sagrado nos protege”.

 

Descargar Semanario Seis Páginas