La FIFA designó la terna arbitral para la final de la Copa del Mundo y el misionero Néstor Pitana apareció como el árbitro principal, junto a sus asistentes Hernan Maidana y Juan Pablo Belatti. El cuarto árbitro será el holandés Bjorn Kuipers.

Pitana ya dirigió a las dos selecciones finalistas en este Mundial. El team arbitral argentino estuvo presente en los cruces de octavos de final disputados en Nizhni Novgorod para dirigir Francia-Uruguay y Croacia-Dinamarca. Además, también había impartido justicia en el partido inaugural entre Rusia y Arabia Saudita (5-0) y en la victoria de Suecia ante México, en Ekaterimburgo.

Horacio Elizondo había sido el último argentino en dirigir una final de Mundial: lo hizo en la definición de Alemania 2006 entre Francia e Italia. Pitana y sus colaboradores ahora se suman a la lista: dirigirán su quinto partido en Rusia. Tendrán la gran responsabilidad de la definición.