SEGUINOS

NACIONALES

Por una vez Macri no habría “errado”

(Por Mgter C.A. Ortíz). Acostumbrados como nos tiene Macri a las mentiras flagrantes, a los furcios gruesos de expresión, y a las ironías muy fuera de lugar para la alta investidura en la cual lo impusieron los medios concentrados y los que “votaron globitos”; pasaría a ser gran noticia, que por una vez haya dicho algo que termina siendo cierto.

Si fuera cierto el mensaje de “tuit” difundido en Facebook, en el cual expresó, palabras más o menos, antes del partido Argentina – España, que la selección de fútbol “mostrará los mismos éxitos que estamos teniendo en la economía”; ¡eso sería una gran noticia! Por primera vez, una premonición macrista sería acertada.

Eso es indiscutible, pues la selección perdió por goleada, sin saber qué hacer ni adonde ir; y la economía argentina desmanejada por el macrismo está –sin duda alguna- haciéndonos perder a Argentina y al 90 % de los argentinos, en forma contundente, traducida en lenguaje futbolero como una brutal e indecorosa goleada.

Solo cabe acotar, sin error alguno, que mientras que la selección de fútbol perdió 6 a 1 con España; la política económica macrista nos está haciendo perder por 20 a 0, habida cuenta que mucho de muy negativo y nada positivo cabe acotar en estos dos años largos ya transcurridos, y las perspectivas a futuro son marcadamente negativas, truculentamente sombrías; con sus lógicas perversas repercusiones en lo social, lo político, lo judicial, esto último con la pérdida casi total de independencia de ese Poder Constitucional del Estado, invadido, pisoteado y manipulado por operadores políticos oficialistas y las presiones de los grandes medios de comunicación que dictan la agenda y definen las “condenas mediáticas”.

Y en lo geopolítico, estamos perdiendo por abandono cómplice y pusilánime frente a las corporaciones financieras, petroleras – gasíferas, mineras y otras transnacionales (como las de “energías renovables”, ultraecologistas y otras similares); y frente a las agresiones que aceleradamente perpetran en contra de nuestros Intereses Nacionales, las Potencias Atlantistas (EEUU, GB, la UE y sus subordinados menores).

Mientras tanto, buena parte de la clase media y la clase baja parecen seguir anestesiadas por las mentiras y tergiversaciones de las amañadamente enredadas campañas de mentiras y confusiones de los medios dominantes y de los comunicadores mercenarios al tanto por cuanto; y los patrioteros de bandera siguen firmes en entregar toda dignidad y soberanía, con tal de conseguir los indultos al precio que sea, asimilando esos indultos a los treinta denarios que cobró el maldito traidor Judas para entregar al Redentor; con la enorme diferencia que la cruel crucifixión a la cual entregan a la Patria Argentina, puede llegar a no tener nunca ninguna resurrección; pues por ignorancia cerril, por colonización cultural en grado sumo, o por haberse entregado como operadores de intereses inconfesables, los patrioteros de bandera nos llevan a paso forzado hacia la disolución nacional.

Disolución nacional que es claramente, el objetivo último de la CEOcracia neoliberal macrista, con sus cómplices políticos explícitos y encubiertos. Complicidades que se extienden a buena parte del clero argentino, que es pro oligárquico y antipopular, y por lo bajo se mofa o ataca los muy transparentes mensajes del Papa Francisco, mensajes condenatorios del muy materialista y ateo neoliberalismo; y también las complicidades de muchos pastores evangélicos y de sectas, obedientes a los dictados provenientes del norte, del cual seguramente reciben apoyos y generosos subsidios, los cuales exigen que no salgan de posturas “políticamente correctas”, so pena de cortar drásticamente todo apoyo y subsidio; todo ello como lo estableció el Informe Rockefeller de 1969.

¡Pero por una vez, Macri no habría mentido ni efectuado ninguna premonición errada…perdemos por goleada, y muchos argentinos empiezan a darse cuenta!

MGTR. CARLOS ANDRES ORTIZ
Analista de Temas Económicos y Geopolítico

Descargar Semanario Seis Páginas