SEGUINOS

POSADAS

Presencia misionera en la Antártida

El ministro de Salud Pública, José Guccione visitó la Base Marambio junto con sus pares provinciales y el titular de la cartera sanitaria Juan Manzur. Fue en el marco de la última reunión del año del Consejo Federal de Salud, que se desarrolló en Ushuaia. Calificó como un hecho histórico la unión de la Antártida al Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica. También se evaluaron las políticas de investigación en salud en Argentina.

La comitiva, que se trasladó en el avión Hércules, se dirigió al lugar para conectar a la Base con el Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica, luego de que el viaje se pospusiera en dos oportunidades por razones meteorológicas.
     
La reunión en el Continente Blanco coincide con el primer aniversario de la sanción de la ley que estableció los límites provinciales de Tierra del Fuego e incluyó al sector antártico dentro de la jurisdicción fueguina, según destacó la gobernadora de dicha jurisdicción, Fabiana Ríos.
     
Guccione calificó como un hecho histórico la unión de la Antártida al Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica. Y coincidió con Manzur al decir que “la Antártida el único lugar del país que quedaba sin conectar al sistema nacional de información sanitaria, lo que permitirá monitorear la aparición de enfermedades y planificar campañas de vacunación, entre otras actividades”.
     
Indicó además que la presencia de todo el sector de la Salud en el territorio antártico, en el año del Bicentenario, constituye una forma de reafirmar la soberanía sobre un sitio tan emblemático del país. “Esta actividad nos llena a todos de entusiasmo y también de responsabilidad. Sentimos que estamos cumpliendo con un acto de reafirmación soberana”, destacó el ministro Guccione.
     
Se hizo entrega de equipamiento médico a las autoridades de la Base, como desfibriladores, respiradores y computadoras. Manzur consideró al evento como “un acto de soberanía en el año del Bicentenario”.
     
“En esta nueva reunión del Consejo Federal que se desarrolló en Ushuaia y la Antártida analizamos las políticas sanitarias en el marco de la estrategia de municipios saludables y como se fortalecerá la misma en el 2011 y también se evaluaron las políticas de investigación en salud en Argentina. Además se trabajó en el desarrollo del sistema de vigilancia para prevenir enfermedades”, indicó Guccione.
     
Por otra parte, Manzur subrayó que “tenemos que mantener el rumbo de la política sanitaria”, al asegurar que “la mortalidad infantil volvió a bajar en la Argentina”.
     
El funcionario admitió la necesidad de “seguir trabajando” en la erradicación de enfermedades puntuales, pero enfatizó sobre los avances logrados con las políticas del 2010.
     
En tal sentido, se refirió a la “disminución sistemática” de la tasa de mortalidad infantil que se viene produciendo en el país desde 2003. Expresó: “Según la última medición, el índice bajó del 12.5 al 12.1 (de muertos cada mil nacimientos vivos) en un año muy especial, ya que estamos midiendo el 2009 cuando se produjo la epidemia fenomenal de dengue y la epidemia por el virus de la gripe H1N1”.
     
“A pesar de toda esta situación inconveniente- aclaró- la mortalidad volvió a bajar en la Argentina, y por ello, es que tenemos que mantener el rumbo de la política sanitaria”.
     
Manzur observó que los retrocesos en este tipo de índices se vinculan, además, con el mejoramiento de la calidad de vida de la gente por otros factores como el trabajo, la vivienda, el agua potable y también la educación.



 



 




 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas