SEGUINOS

ECONOMIA

Préstamo del FMI: economistas ortodoxos y heterodoxos analizan el acuerdo y dan sus proyecciones

Economistas y expertos en finanzas ortodoxos y heterodoxos analizaron el acuerdo firmado con el FMI y sus posibles consecuencias en la economía local. ¿Cómo afectará a los mercados? ¿Y a la gente? ¿Implica un recorte más abrupto del gasto público? ¿En qué sectores se sentirá el peso del nuevo crédito? ¿Qué hará el Banco Central? ¿Qué pasará con el dólar?

Juan Luis Bour, economista de FIEL (radio Continental)

“Da certidumbre de que no va a haber ninguna situación de no pago hasta 2019 o 2020, porque hay suficiente cobertura. Hay un escenario factible donde este año se crece menos de 1% y el que viene puede crecer un poco más del 2%, dependen de condiciones externas. El acuerdo con el Fondo da cierto escenario de estabilidad y tranquilidad para dar las condiciones de que la economía en algún momento va a empezar a retomar”

“Entiendo que una cosa es no cumplir una meta fiscal, algo cumplible, otra cosa va ser una meta de inflación de 20% para el año que viene, una meta que no va tirar el programa por la borda”.

Damián Di Pace, de Focusmarket (Canal C5N)

“El Banco Central ya no va a intervenir más en el mercado, como lo hacía hasta ahora. Esto genera pensar qué va a suceder ahora, si esos u$s 50.000 millones dan tranquilidad o no. El FMI quiere que si el tipo de cambio sube, suba y que ya no intervenga el Central, sino que siga a la inflación”.

“En la microeconomía, que es la gente, haya varias situaciones. En todo proceso de ajuste hay desaceleración del crecimiento económico y caída del consumo. Cuando había crecimiento, había caída de consumo porque el poder adquisitivo de la gente caía a la par, y eso no se va revertir. Con una paritaria de 15% y una inflación de 27% es muy difícil, excepto algunos que logren una compensación”.

“Y además, el proceso de ajuste va generando una desaceleración del crecimiento económico, que pasará del 3% al 2% del PBI, según el Banco Mundial. ¿Las inversiones con contracción del consumo van a llegar, van a llegar con esta contracción de la demanda interna? Es muy difícil, por más que la Argentina reciba un crédito de financiamiento. A partir de ahora el Gobierno debería hablar de cómo recomponer la situación futuro a partir de la situación presente”.

Víctor Beker, director del Centro de Estudios de la Nueva Economía de la Universidad de Belgrano (FM Milenium)

“Lo que el Fondo Monetario ha pedido es que la reducción (del gasto) sea más drástica que lo que había anunciado el Gobierno. Lo que también pidió ese organismo es que no haya más financiamiento (al tesoro Nacional) por parte del Banco Central”.

“La gran pregunta es: ¿Cuáles son los ajustes que se van a hacer? Creo que el candidato natural para el ajuste es la inversión pública. El segundo candidato es el salario real del personal del Estado”.

“Haber tenido que recurrir al Fondo Monetario es reconocer el fracaso que se vino haciendo desde diciembre de 2015 hasta ahora. La meta de inflación es ahora lograr que en junio del año que viene estemos en el 20%”.

Andrés Asiain, director del Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (C.E.S.O.) (Radio Cooperativa)

“Es un programa económico que no propone ninguna solución, Argentina tiene un problema externo. Este préstamo no soluciona el problema estructural, como mucho da un aire para llegar a las elecciones. Este es el programa de la eternidad, cada Gobierno que asume va al FMI y pacta un acuerdo con mayor ajuste. Sin solucionar el problema externo, el default viene igual”.

“La plata que pone el FMI son los vencimientos de capital de la deuda externa argentina en dólares de los próximos 30 meses, hasta el 2020. El FMI no va a financiar los intereses. La gran incógnita es la fuga de capitales, hay que ver si se para o si continúa”.

“Si dejan subir el dólar, que parece ser la idea, es un mecanismo bastante explosivo. Si no hay una fuga bestial de capitales, más algo de la reserva, alcanzarían los dólares. La economía se cae a pedazos, incluso con el apoyo de FMI, el Gobierno queda mal parado de cara a las elecciones. Con una idea de dólar sensible, los que están en pesos, van a querer huir”.

José Luis Espert, economista y autor de “La Argentina Devorada” (Galerna, 2017) (Radio Continental)

“Lo que viene en esta segunda parte del año va a tener poco que ver con el acuerdo con el Fondo y muy que ver con la crisis cambiaria que tuvimos entre marzo y mayo, esa crisis dejó una devaluación del peso muy significativa y una explosión de la tasa del interés. Se va a generar una actividad económica débil, con algunos meses de caída y una inflación alta de 2% o 2,5% durante algunos meses. Además, vamos a tener tensión social significativa.

“Hay que conocer en detalle el acuerdo, por cómo está armado el recorte de gastos está concentrado en continuar con la suba de tarifas para bajar subsidios, pueden esconder obra pública con los programas de PPP y algo que a va agregar combustibles a la tensión social, que viene de antes, es un recorte de transferencias discrecionales a las provincias. Hay que ver cómo reaccionan las provincias, que el piso del recorte está en $ 80.000 millones. Hoy están recibiendo mucha más plata que año pasado por los acuerdos fiscales. No descartar que las provincias pongan el grito en el cielo”.

“No es un acuerdo duro, puede generar tensión político, pero no hay un recorte de gastos públicos significativo de acuerdo a lo que veníamos teniendo”.

Rodolfo Santángelo, director de M&S Consultores

“Nos faltan muchas precisiones, pero este acuerdo nos llama a ponernos en caja, a ponernos a dieta. De ahora en más el Gobierno tendrá que aplicar una reducción del déficit primario mucho más acelerada. El gradualismo tiene que pegar una acelerada violenta, va a haber un guadañazo a los salarios del sector público que lo hace la inflación”

“Este programa con el Fondo reconoce que las Lebac son un problema, (pero) todavía no queda claro los mecanismo bien de desarmar. Con el acuerdo se elimina la maquinita directa del Banco Central al Tesoro. Es una realidad del mercado que hoy a 25 pesos hay más compradores que vendedores. Da la sensación que en los próximos meses tendremos un tipo más cambio real”.

Martín Redrado, expresidente del Banco Central (Radio mitre)

“Es un acuerdo que despeja el horizonte financiero; Argentina había tenido algunas contramarchas en términos de cómo hacer frente a sus compromisos en el próximo año y medio o dos años. Me parece importante que plantea un horizonte de tres años. Es necesario complementar esto que se ha aprobado en la línea técnica del Fondo con un verdadero programa que ponga en marcha el consumo, la inversión y el sector externo”.

“Necesitamos ampliar nuestra base de tributación y bajar la carga tributaria. Con 45% de impuestos es muy difícil que el sistema productivo pueda crecer, proyectar e invertir; hay que generar incentivos para las exportaciones, para aquellos que invierten en investigación y desarrollo y darle un horizonte de crecimiento a la producción y el empleo que hoy Argentina no tiene”.

“En un horizonte cambiario que todavía no está disipado, lo mejor sería mostrar fortaleza del Banco Central y comprarlos contra dólares y quitarle presión al tipo de cambio. Lo que no hay que generar es, en un tipo de cambio donde el Banco Central no va a intervenir, ninguna presión adicional para que haya una devaluación mayor. Hay más presión de demanda que oferta, si el efecto expectativa que generan estos u$s 50.000 millones logran calmarlo, deberíamos tener un dólar relativamente estable. Hasta ahora estamos viendo presión alcista”.

Mario Blejer, asesor económico internacional (agencia Télam)

“Es un acuerdo abonable a las condiciones de la Argentina, en general no es muy distinto al programa del Gobierno, le facilita por tener financiamiento más barato, de alguna manera lo garantiza. El monto es 11 veces la cuota de la Argentina cuando lo normal es hasta cuatro veces la cuota. Entiendo que se va a usar el 30% y el resto queda como garantía de un default”.

“Se puede conseguir una caída en la tasa de interés de los mercados. No vi la cláusula por el gasto social tan explícita en otros acuerdos. Eso es un cambio importante”. (ambito.com)

Descargar Semanario Seis Páginas