SEGUINOS

POSADAS

Programa de formación docente logra que los docentes dicten clases “más atractivas” sobre las ciencias “duras”

Así lo comentó el director del Departamento de Aprendizaje Visual de la Universidad Tecnológica Nacional, Jorge Almiña. Dijo que con este convenio entre la UTN y la Escuela de Robótica para el dictado del programa Modelando la Ciencia se da la posibilidad de implementar Modelando la Ciencia. Explicó que se trata de una propuesta pensada en el Departamento de Aprendizaje Visual que dirige en la UTN fundamentalmente para fortalecer la enseñanza de las ciencias básicas, principalmente Matemática.

“Nosotros consideramos que esta metodología que aprenderán los docentes de Misiones les va a permitir fortalecer todas las acciones que hacen. Por supuesto, las que hacen con robótica que están totalmente ligadas con estas ciencias duras”, observó.

Indicó, además, que a través de este tipo de programas se está logrando que los docentes puedan enseñar de forma una forma diferente, más motivadora, más atractiva, que tanto le cuesta a los chicos. “Esto, por ende, genera perfiles que hacen que indudablemente aparezcan mucho más atractiva la programación y la robótica que tan bien se está fomentando desde este lugar”, aseveró Almiña.

El programa Modelando la Ciencia fue premiado el año pasado por el ministro de Educación de la Nación, Alejandro Finochiaro, entre 260 proyectos nacionales.

“Modelando la ciencia” es el nombre que recibió el programa de formación, destinado a profesores de matemática y física. Será dictado por especialistas de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN).

El curso, basado en el uso de modelación matemática y aprendizaje invertido, desarrollará metodologías pedagógicas innovadoras, enriquecidas por el uso de la tecnología.

Se extenderá durante cinco meses. En total, habrá cuatro encuentros presenciales.

Parte del dictado será virtual, a través de la plataforma Moodle y habrá un coloquio final para presentación de proyectos.

La Legislatura de Misiones firmó un convenio con la UTN para capacitar a docentes locales en matemática y física

“Modelando la ciencia” es el nombre de la propuesta de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) Regional Buenos Aires, que utiliza modelación matemática y aprendizaje invertido para innovar las metodologías de enseñanza y aprendizaje. Ha sido distinguida con el premio Clarín-Zurich a la Educación 2017. Llega a Misiones gracias al marco generado por el convenio del Poder Legislativo con la empresa Samsung Argentina.

La formación ubica a los docentes como agentes de cambio y utiliza un modelo de aula disruptivo, con instancias virtuales y presenciales. Incorpora a las Tecnologías de la Información y de la Comunicación en el proceso enseñanza y aprendizaje. De esta manera favorece la capacidad para seleccionar las fuentes, analizar la información y construir nuevos conocimientos, a partir de las personas, herramientas y recursos que constituyen el entorno personal de aprendizaje.

El coordinador del proyecto “Modelando la Ciencia” de la UTN, Jorge Almiña, destacó la Escuela de Robótica de Misiones, a la cual consideró “un lugar único dentro del país”, y resaltó la importancia de su espacio físico: “tener un lugar exclusivamente dedicado a la programación y a la robótica en el siglo XXI es un lujo”; y agregó que “no es algo común el equipo que está trabajando y el conocimiento que tiene; todo eso integrado a un proyecto que realmente es muy interesante y sorprende”.

“Venimos a aportar en todo lo que somos especialistas, desde la universidad más grande que tiene nuestro país: la Universidad Tecnológica, con 29 facultades”, dijo, y aclaró que se orientan hacia las ciencias duras o básicas: “nuestra carrera se construye a partir de la matemática, la física y la química”, precisó.

El coordinador explicó que “Modelando la Ciencia es una propuesta de enseñanza que ha venido recopilando y estudiando distintas innovaciones tecnológicas que permiten que los docentes enseñen matemáticas de una forma experimental, más concreta y motivadora, para que los chicos la conecten rápidamente con el mundo real”.

“Con este aporte vamos a ayudar a la Escuela de Robótica, porque un chico que esté bien formado en ciencias duras va a programar y acceder mejor a conocimientos técnicos, como por ejemplo la electrónica, porque las matemáticas una vez que se aprenden permiten acceder a un montón de situaciones técnicas”, expresó.

Por su parte, el vicepresidente de la Cámara de Representantes, Orlando Franco, se mostró sorprendido y dijo estar “contento de hablar en la Legislatura de ciencias duras”, al recordar su formación de grado como ingeniero. Opinó que “es bueno y posible pensar en una metodología moderna y herramientas nuevas acordes a los tiempos actuales para la enseñanza de matemáticas, física y química”.

“Misiones está a la vanguardia en muchos temas, y la firma de este convenio va a traer muchas ventajas que ojalá podamos aprovecharlas al máximo para lograr que haya más alumnos en las carreras de ingeniería, y que cada uno pueda elegir su vocación habiéndole perdido el miedo a las ciencias duras”, afirmó.

Franco recordó que la “Cámara de Representantes, a través de la presidencia de Carlos Rovira, tiene siempre esta mirada, vocación e interés por el estudio, el conocimiento y el progreso; en función del mejoramiento de la calidad de vida de los misioneros”.

La coordinadora de la Unidad de Gestión en Tecnologías de la Información y de la Comunicación del Parlamento misionero, Carola Silvero, se refirió a la “importancia de que el curso llegue a los docentes, en el escenario de innovación de la educación digital de la provincia, con estas nuevas incorporaciones de educación disruptiva que cobran sentido a través de la Escuela de Robótica”.

Por su parte, la diputada nacional Flavia Morales anticipó que el aula Samsung que actualmente funciona en la Legislatura pronto va a estar “potenciada”, funcionando en la Escuela de Robótica. Y pidió a los docentes misioneros “que aprovechen la oportunidad, porque es un trayecto de altísima calidad”.

Descargar Semanario Seis Páginas