SEGUINOS

POSADAS

Según experto, el ajuste es inevitable para reducir el déficit fiscal

Para el tributarista César Litvin, socio del prestigioso estudio Lisicki, Litvin y Asociados,Litvin, “hasta que podamos bajar el gasto público no vamos a poder simplificar mucho el régimen tributario”. En esta línea, consideró que la reforma tributaria tendrá etapas. La primera será arreglar lo más grave, los impuestos más distorsivos, tratar de buscar un poco más de competitividad. “Esta alta presión fiscal atenta contra la competitividad de nuestros productos. Por ejemplo, la alícuota de Ganancia es del 10 por ciento y acá es del 35 por ciento”, remarcó.

"Si tenemos déficit fiscal lo tenemos que financiar. O bajamos el gasto o subimos los impuestos y ninguna de las dos cosas son viables en el corto plazo. O emitimos o nos endeudamos. De todas las alternativas es la menos mala", sentenció.

Controles minuciosos

Litvin destacó que la Administración Federal de Ingresos Públicos tiene una amplia base de datos donde ya tiene cargada información de contribuyentes que tienen activos en el exterior, como Estados Unidos, Suiza, Uruguay y otros países caribeños. 

Todo esto ya está dentro de la base de datos de la Afip por todo el éxito que tuvo el sinceramiento. A partir de ahí el organismo tiene la estrategia de empezar a recibir información de todos los países.

Recordó que la Argentina integra 101 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde) que intercambiarán información a partir de septiembre. "Es decir estamos a pocos minutos de que empiece a regir lo que ha sido el cuco por el cual mucha gente entró en el blanqueo, que ha sido el intercambio de información automático. Significa que se recibe de todos los argentinos que tienen activos fuera de la Argentina", explicó. 

El experto observó que esto es nuevo y es lo que ha generado que mucha gente diga ´bueno, durante muchos años podia jugar a las escondidas, podía tener un inmueble en Miami, tener una cuenta en Suiza y nadie me iba a detectar´ porque el organismo fiscal no tenía jurisdicción sobre otros países como para pedir información.

En este sentido sostuvo que a partir de ahora se puede esperar que la Afip haga más intimaciones ya que tiene una enorme base de datos, con buena maquinaria y buenos programas. 

Para tal finalidad está incorporando software predictivos, es un paso más no solo de tener almacenados datos sino que también los interprete. Va a tratar de ver cuáles son los monotributistas que viajan mucho al exterior y cómo justifican esos viajes

Toda esa base de datos de la Afip le va a permitir tener herramientas tecnológicas importantes, agregó Litvin. Con las facturas electrónicas la Afip está en condiciones de determinar el IVA de un contribuyente sin que éste presente la Declaración Jurada porque está cargada en la base de datos todas las compras y todas la ventas. Y todos los regímenes informativos que alimentan la base de datos de la Afip y donde se permite detectar alarmas sistémicas de contribuyentes que no son consistentes en lo que están presentando, según señaló. 

Litvin estuvo invitado a disertar en las 20 Jornadas Nacionales de Jóvenes Profesionales en Ciencias Económicas que comenzó este jueves en el Centro de Convenciones y Eventos de Posadas. En esta oportunidad se trató toda la estrategia de fiscalización post sinceramiento. Todo lo que hará en algunos sectores donde se detectaron mucha evasión además de los nuevos procedimientos y los nuevos derechos que tiene el contribuyente ante cualquier desvío que puede tener el organismo fiscal en la gestión que haga.

Arduo trabajo

"Todo esto forma parte de la vorágine ya que los tributaristas no tienen demasiado descanso -acotó- ya que las normas impositivas son muchas. Hay un sistema tributario muy complejo", cuestionó. Y seguidamente mencionó que hay casi cien impuestos vigentes y cada impuesto tiene sus decretos reglamentarios. También hay resoluciones, instrucciones, jurisprudencia, circulares, notas externas, "con lo cual estamos en un estado atlético -graficó- con respecto a lo que es la rutina de trabajo", puntualizó.

Según indicó Litvin, por la cantidad de impuestos habría posibilidades de eliminarlos en el mediano plazo. Pero subrayó que eso podría darse en el inmediato no porque la frazada es corta. "Tenemos una alta presión fiscal, una muy alta cantidad de impuestos, nacionales, provinciales, municipales. Y por el otro lado tenemos déficit fiscal entonces si queremos reducir la carga fiscal, la cantidad de impuesto, vamos a bajar la recaudación y va a aumentar el déficit. El gasto es bastante inelástico". aseveró el reconocido especialista en temas tributarios.

Para Litvin, "hasta que podamos bajar el gasto público no vamos a poder simplificar mucho el régimen tributario".
En esta línea, consideró que la reforma tributaria tendrá etapas. La primera será arreglar lo más grave, los impuestos más distorsivos, tratar de buscar un poco más de competitividad. "Esta alta presión fiscal atenta contra la competitividad de nuestros productos. Por ejemplo, la alícuota de Ganancia es del 10 por ciento y acá es del 35 por ciento", remarcó.

Luego puntualizó que el IVA en promedio de Latinoamérica está en el 17 por ciento "y nosotros tenemos el 21 por ciento. En Paraguay está en el 10,5 por ciento. La carga fiscal no nos hace competitiva".
 
Reforma, para la primavera

Acerca del momento en que se dará a conocer por parte del gobierno nacional, Litvin dijo que en septiembre se presentará una primer propuesta de reforma tributaria para ser trabajada por la comisión bicameral formada por la ley de sinceramiento fiscal. 

"Estamos un poco atrasados, debería haber terminado de analizarla en julio pero por las elecciones se dilató un poco", afirmó.

Ingresos Brutos y compensación

Litvin estimó que hay que hacer un acuerdo de responsabilidad fiscal donde la Nación le compense de alguna forma la reducción de Ingresos Brutos, que es el impuesto que está en el podio de los peores impuestos del mundo. En la década del ´40 en Europa se dejó de lado por el IVA. "Nosotros tenemos los dos", acoto.

Insistió que cada vez los organismos fiscales van a tener más base de datos y más ingresos porque estará más blanqueada la economía. La idea es no necesitar otro blanqueo. O sea, que la acción fiscalizadora sea tan eficiente para no necesitarlo porque hay poco negro. Y generar más recursos para el déficit.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas