SEGUINOS

POSADAS

Sigue grave pero estable el joven que se disparó en el rostro

Se trata de Darío Piczuk (22) quien permanece internado en terapia intensiva del Hospital Madariaga, donde fue llevado en grave estado el miércoles a la noche, confirmaron fuentes del nosocomio a /c6. Fue después que atacara a tiros a su novia, la madre de ésta y un hermano, para dispararse finalmente en la cara, en lo que habría sido un intento de suicidio. Ocurrió en una vivienda del barrio Andresito de Apóstoles y resultaron heridos Gricelda Da Silva (18), con quien mantendría el joven una relación sentimental, la madre de ésta Ramona Cardozo y un hermano Ricardo Ariel Da Silva.

Pero fue Piczuk el que llevó la peor parte, porque los otros jóvenes fueron atendidos en el Hospital de Area de la ciudad, sin correr peligro de vida. En cambio la mujer mayor fue trasladada para estudios a Posadas y quien permanecía en estado delicado era Piczuk.


 


 


 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas