SEGUINOS

Sin categoría

Supuesto secuestro extorsivo de una adolescente movilizó a Gendarmería y la Policía

Un intenso operativo realizaron gendarmes y policías en la noche de este domingo luego que una adolescente alertara a su familia y a una amiga que había sido víctima de un secuestro extorsivo. Tras varias horas de patrullajes e investigaciones, se estableció que había sido una broma de la menor y su novio, un joven de 20 años

La denuncia se realizó cerca de las 22.00, cuando Nancy López (23), del barrio 2 de Febrero, alertó a la Policía que un rato antes su hermana de 16 años le envió un mensaje de texto en el que daba cuenta que había sido secuestrada y se hallaba en una zona de monte que no podía identificar. López señaló que su hermana había salido de la casa a las 19.00 y que habría sido capturada por dos hombres desconocidos.


En el primer mensaje, la menor le dijo que permaneciera atenta porque iba a recibir instrucciones de los captores. Idéntico mensaje recibió una amiga de la chica.Tras dar intervención a la Policía, Nancy recibió el llamado de un hombre que en tono agresivo exigió el pago de 20.000 pesos “o no ves más a tu hermana”. Por indicación del comisario, la mujer comenzó a negociar y así consiguió que la cifra bajara a 4.000 pesos.


El supuesto secuestrador le dio un plazo de dos horas y media para reunir el dinero, tras lo cual acordarían el lugar de pago.La Comisaría de Candelaria dio intervención al Juzgado Federal de Posadas por tratarse de un secuestro extorsivo. El magistrado a cargo ordenó que se sumara a la investigación personal de Inteligencia de Gendarmería y policías de Delitos Complejos.En medio de una gran tensión, los agentes comenzaron la búsqueda de la adolescente. Así se pudo establecer que la supuesta víctima tenía contacto con un joven de 20 años que se movilizaba en una vieja camioneta y residía en la localidad de Profundidad.


Cerca de la medianoche, los investigadores localizaron al muchacho en cercanías del Hospital de Candelaria y lo demoraron. El joven dijo que unos minutos antes había dejado a la menor, con la que mantiene un noviazgo, en su casa, situación que fue corroborada por los investigadores.La chica fue llevada a la Comisaría y allí terminó confesando que todo había sido una broma de mal gusto que había pergeñado junto a su novio, quien se había encargado de realizar el llamado para pedir el dinero.


La menor se negó a realizar el examen médico y admitió que esa noche había  mantenido relaciones sexuales con el joven mientras su familia la buscaba desesperadamente.La comisaría de Candelaria inició un sumario que este lunes a la mañana será elevado a consideración de la Justicia Federal, dijeron voceros de la Policía.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas