SEGUINOS

POSADAS

Voluntariado en el Hospital de Pediatría: jóvenes universitarios regalan sonrisas y acompañan a los más pequeños

El Voluntariado del Hospital Pediátrico está conformado por 25 voluntarios, la mayoría de ellos alumnos de diferentes universidades quienes prestan su tiempo y solidaridad para acompañar a los niños internados en el nosocomios  “Dr. Fernando Barreyro” y dan contención a los familias, quienes a veces pasan semanas allí. En diálogo con C6Digital, uno de los integrantes del grupo, Nicolás Mazzota, comentó que desde el 2008 que existe el voluntariado y destacó que “debemos involucrarnos y cargar con la mochila del otro, es lo que falta en la sociedad”.

Resaltó que muchas veces “con una abrazo y una charla ya se puede ayudar. Nuestra actividad a veces es dura, porque puede pasar que un día estamos jugando con un niño internado y una semana después lo buscamos y ya no está. Hay muchos pacientes que padecen enfermedades terminales”.

Comentó que muchas de las familias que pasan los días con sus hijos en el centro de salud, a veces tienen problemas económicos. “Los que son del interior dejan todo allá y se vienen para Posadas para acompañar al niño internado. Nosotros ayudamos con ropa y artículos que necesitan para la higiene porque a veces el hospital no da abasto”, añadió.

La una organización sin fines de lucro  tiene como principal objetivo brindar un servicio a través de diversas actividades para aquellos niños internados en el Hospital  “Dr. Fernando Barreyro” y hacer que el tratamiento sea más llevadero. Dentro del nosocomio los voluntarios juegan, charlan, pintan, leer e incluso realizan interpretaciones artísticas para entretener a los pacientes y hacer que su estadía sea un poco más placentera.

“Todos los fines de semana asistimos y vemos la necesidad de contención que tienen los niños y  nosotros les brindamos un poco de cariño y ternura”, destacó otro de los voluntarios, Matías Onofrijczuk.

Dijo que “nuestra labor es llevar un poco de esperanza a estas familias que están en una situación difícil. Tenemos que ayudar y colaborar con quienes no las pasan bien”. En ese sentido, remarcó “la gente es solidaria pero a veces les fala un empujón para sembrar esa necesidad en el otro. Ser voluntario es una práctica, es algo cotidiano que se hace en un mundo tan egoísta”.

“Ser voluntario permite tener una mirada más allá compartiendo con el otro lo que también le puede pasar a uno”, manifestó.

Quienes quieran ayudar tienen la posibilidad de donar ropas, juguetes o útiles escolares. Se pueden comunicar con los integrantes del voluntariado por medio de un mensaje a la página de Facebook “Voluntariado Hospital Pediátrico” o comunicarse al número 3757677803. También lo pueden hacer acercándose al Espacio Universitario ubicado en la intersección de las calles General Paz y Santiago del Estero, de lunes a viernes de 8 a 12 y de 14 a 18 horas.

Descargar Semanario Seis Páginas