SEGUINOS

POSADAS

Yerba: en 2010 se registró “el mayor cumplimiento de precios”

Al realizar un balance de la actividad en la provincia, el diputado y director del Instituto Nacional de la Yerba Mate, en representación del Gobierno de Misiones, Ricardo Maciel,   aseguró que en el 2010 fue “uno de los mejores años de la última década para los yerbateros, porque hubo un mayor cumplimiento de los precios de la materia prima. Aunque todavía no es la situación ideal, estamos avanzando”.

No obstante reconoció que “en algunas zonas siguen los inconvenientes a la hora de pagar al productor”. Desde su punto de vista, esta mejora se debió a la reducción del stock de canchada en los centros industriales (lo que hizo que se saliera a comprar más a los secaderos) y el acuerdo logrado con la Secretaría de Comercio Interior de la Nación para subir el precio a salida de molino.



En tanto, el volumen de cosecha sigue siendo similar al del año pasado. “No se registró, a mi entender y en discrepancia con algunos sectores, una merma en la cosecha de hoja verde”, afirmó Maciel. En cambio, “se observó un aumento en el volumen de yerba destinado al mercado interno (centros de distribución), a fines de 2008 se colocó 232 millones de kilo mientras que el año pasado 246 millones, este año estimamos que se llegará a esos niveles y un poco más inclusivo”, especificó.



Al hacer una proyección para el 2011, observó que habrá escasez de canchada estacionada, porque hubo una baja en el stock que poseen los industriales y secaderos. “Ante este panorama el INYM tendrá que intensificar los controles de fiscalización para verificar la calidad y que la yerba envasada reúna las condiciones adecuadas de comercialización”, advirtió el legislador. Y agregó que “no por una cuestión de cumplir con el mercado se caiga en el error de meter productos no aptos”.




Condiciones favorables



Las expectativas para el 2011 son muy alentadoras –según Maciel- si se tiene en cuenta la asistencia a los productores y secaderos para mejorar la rentabilidad de sus sectores. “Tener la opción de captar recursos por fuera de su comprador de materia prima, como por ejemplo a través del mercado consignatario, se traducirá en excelentes condiciones para los productores”, expresó el director del INYM. Al mismo tiempo insistió en que “el próximo año el Estado y el instituto tendrá que fortalecer la fiscalización en los establecimientos yerbateros y las cuadrillas de trabajo para corregir cuestiones como la precarización laboral del tarefero”.



En esa línea, a partir de un planteo llevado por el representante del gobierno de Misiones, se logró incorporar en el presupuesto del INYM de 2011 una partida de doce millones de pesos destinadas al sector primario. “Como es imposible llegar con dinero en forma directa, se buscó la manera de financiar proyectos que apuesten a mejorar los yerbales, los depósitos de los secaderos, las condiciones de compra y la tarea del cosechero”, explicó Maciel. Además, señalo que “en el caso de los tareferos es la primera vez que se contempla fondos para sus proyectos, con la idea de que adquieran por ejemplo carritos con guinches para el traslado del raído y carga en el camión”.



 

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Descargar Semanario Seis Páginas