SEGUINOS

Justicia

Allanaron la casa donde vivió “Roger” Sanabria, pero no hallaron al joven desaparecido desde 2014

La Dirección Homicidios, la Policía Científica y el personal de Bomberos de la fuerza de seguridad provincial trabajaron este martes durante horas en una vivienda ubicada en Santa Ana al 4600, en el barrio Tacurú de Posadas. Buscaban rastros de Matías Ezequiel Machado, un joven al que vieron por última vez el 14 de noviembre de 2014, caso por el cual está en la mira Arnaldo “Roger” Sanabria (39), imputado por el asesinato de Ramón “Monchi” Giménez (42), ocurrido en el barrio Cruz el Sur hace una semana. No hallaron nada relevante.

Resulta que investigadores policiales recibieron testimonios de que Roger habría asesinado al joven para luego deshacerse del cadáver en la residencia que en ese entonces ocupaba en la chacra 96. Ante esa versión, el juez de Instrucción Tres, Fernando Verón, dispuso un allanamiento en el inmueble.


Los uniformados revisaron palmo a palmo toda la propiedad, incluido un pozo de agua. “No hallaron nada relevador para la causa, sólo unos pelos, que se analizará si sirven para un cotejo”, confiaron fuentes del caso.

Sanabria fue condenado por un homicidio y por una tentativa de homicidio antes de que se conociera el final de su amigo Giménez, cuyos restos Roger intentó incinerar en el patio de su casa junto con una pila de neumáticos.

Roger es considerado un hombre de alta peligrosidad, fama que creció más cuando lo relacionaron con la misteriosa desaparición de Machado.

Descargar Semanario Seis Páginas
-