SEGUINOS

Sin categoría

En un mar de necesidades, la ofuscación se parece a la mentira, tiene patas cortas

Era necesario gritar? Hay mucha gente en el país que está muy mal y salvo en algunas manifestaciones callejeras, nadie grita. Además, porqué la ofuscación? No serían los millones de argentinos empobrecidos los que tienen sí derecho a ofuscarse? Las encuestas le habrán indicado eso al presidente Mauricio Macri, o simplemente algún asesor extranjero le dijo que eso da rédito político. Resulta extremadamente difícil coincidir con el criterio exhibido. Un obrero gasista en el corazón de la vieja Buenos Aires –el barrio de Barracas- le había pedido algo muy simple: “haga algo”.

Petición como tantas otras caídas en saco roto. Más aún, algunos minuciosos analistas dicen que ni siquiera se acordó del Fondo Monetario Internacional que le está poniendo dólares a la campaña de la reelección. Y la verdad es que cuesta detenerse en analizar estas cuestiones, habiendo tantas urgentes y prioritarias. Principalmente en el campo social. Está muy bien que se haya aumentado la AUH, pero es como una gota en el desierto, tantas son las necesidades. Ni qué hablar en el campo económico, la verdadera base real de la pobreza y la inflación.

Macri no reconoció los problemas económicos, pero aseguró que el país está mejor que en 2015

 

A esta altura de las cosas, de la situación argentina, todo resulta estéril. Lo que hace falta es una agenda real de gobierno, con políticas concretas y urgentes. Una agenda para el Congreso con idéntico propósito, ver la forma en que con urgencia se pueden encaminar acciones concretas para recuperar la economía, la industria, el empleo, la recaudación. El mismo día del inusitado “mensaje” del Presidente a la Asamblea Legislativa, la Afip dio a conocer el resultado de la recaudación: un aumento del 40%. Otra vez, por debajo de la inflación.

La recaudación volvió a crecer por debajo de la inflación: subió 40,4% a $ 330.890,7 millones en febrero

Es decir, en apenas unas horas transcurridas otro dato de la realidad echaba por tierra el eslogan marketinero: “estamos mejor que en el 2015”.

En la semana que acaba de concluir los guarismos conocidos de la economía no hicieron más que confirmar la recesión, la profunda crisis y la impiadosa inflación: para febrero las consultoras privadas hablan nada menos que de un 4%.

Y mientras esto conforma el contexto nacional, Misiones avanza siempre en dirección a objetivos nobles. Por caso, se conoció que, en cuatro años se redujo un 58% las internaciones de pacientes mbya. Resultado de estrategias sanitarias, de convocatorias a las mismas aldeas para que algunos de sus miembros se transformen en agentes sanitarios. Prevención y atención han dejado atrás tiempos en los que la crónica periodística sólo registraba alta morbi mortalidad infantil. No había invierno en que no murieran niños mbya  por bonqueolitis, neumonía.

La realidad de los pueblos originarios demanda una atención específica, un respeto cultural y al mismo tiempo, encontrar el modo que la medicina que ellos identifican como “de los blancos”, puedan ayudarlos a mejorar su calidad de vida.

Y si éste es un indicador, el inminente comienzo de clases es otro. Aquí ya se acordaron aumentos, se financian los programas que dejó de financiar la Nación, entre ellos nada menos que los comedores escolares. Hay ofertas de financiación para la adquisición de útiles y textos escolares. Al tiempo que se avanza en la educación siglo XXI. Aula invertida, robótica, capacitación de los docentes.

Udpm lanzó Clases de Apoyo gratuitas en toda la provincia

Padres de alumnos de la Escuela de Robótica se informaron sobre los trayectos 2019

 

Y una atención especial en la producción primaria buscando precios justos para los plantadores. Se logró en el campo tabacalero, pero queda pendiente en el yerbatero. Eso sí, ya se puso en vigencia el monotributo para los pequeños productores. Claro, acá no se grita, se dialoga.

Nuevos precios del tabaco: 70,56 pesos el kilo de Burley y 36,14 el de Criollo

“El Gobernador apoya el precio que reclaman los productores”, señalan

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas