SEGUINOS

Justicia

“Es difícil entender que la sociedad pueda culpar, prejuzgar, con tanta crueldad”, afirmó la abogada de Belén Michalec

Roxana Ramírez Moll es abogada de Belén Michalec (25), la joven imputada por la muerte en un choque sucedido en 2015 de la artista plástica Teresa Warenycia (62), y para quien el fiscal Christian Antúnez pidió el juicio oral. En una entrevista con Crimen y Justicia, el programa de temas policiales y judiciales que se emite por Canal 6 Digital, la defensora habló de lo que consideró un ensañamiento que la chica recibió desde un sector de la sociedad misionera desde que sucedió el hecho fatal.

“Notamos que hay casos similares o con carátulas más aberrantes que no han tenido la misma relevancia, ni se habla de ellos”, indicó la penalista.

Para Ramírez Moll, “es difícil entender que la sociedad pueda culpar, prejuzgar, con tanta crueldad, en hechos en que le podría pasar a la mayoría de la población o que cualquier vecino o vecina podría generar”.

“Es una falta de empatía de muchos, que se dejan llevar por ciertas versiones. Hay graves efectos para las personas imputadas. Les cuesta conseguir trabajo, la familia sufre destrato, discriminación”, aseguró.

Y dijo que en el caso de Michalec, “no puede salir a la calle sin recibir insultos. Por las redes ni qué hablar. En algún momento ha estado mucho tiempo sin salir. Es señalada con el dedo de manera literal, no es una forma de decir. Hay una visión muy juzgadora del otro lado”.

La abogada también abordó otros temas, como la presencia de mujeres en el fuero Penal. “En la provincia empecé hade diez años a ejercer el Derecho Penal. He tenido predecesores a las que he encontrado en los juzgados. Creo que han hecho un gran trabajo. Y en mi caso, muchas veces he sentido más trabas por el tipo de causas que llevo que por mi condición de mujer”, admitió.

“También cuando uno es una cara nueva, el trato es distinto. Pero me encontrado con colegas mujeres ejerciendo y eso ha ayudado mucho”, agregó.

Admitió que “muchas veces siento que hay autoridades que no son ajenas a un sentimiento social o a un prejuzgamiento que no pudieron evitar. Hay casos que cuestan más tramitar”.

Destacó que “ahora se nota mucho más la presencia femenina en el fuero. Pero debo decir que he sentido más el machismo en el ejercicio de la profesión en Corrientes que en Misiones. Allí se daba otra situación particular, que había muy pocas mujeres incluso trabajando en el Poder Judicial”.

“Creo que en Misiones hay un cambio. Incluso en los juzgados ahora hay muchas instructoras que son mujeres. Me gustaría que eso también se dé en el ámbito de la Policía, donde esta transformación aún no se está notando”, completó.

Sobre ejercer la profesión en este tiempo de pandemia, Ramírez Moll, consideró que “es un inicio para todos el uso de las nuevas tecnologías en lo Penal. Rescato que desde el sistema se haya autorizado visualizar el seguimiento de las causas. Esto era una necesidad”.

“Esperamos que esas transformaciones se mantengan, porque da mayor cercanía con el expediente, con los trámites”, remató.

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-