SEGUINOS

Justicia

“Fredy Holl es un psicópata que nos quiso quemar vivos”, ratificaron los denunciantes del destituido concejal

Pablo Agustín Gaona y su esposa María Cristina rechazaron la versión de que el ex concejal de Campo Ramón Alfredo Holl haya sido víctima de un complot político que derivó en su detención. Coincidieron en que el destituido edil es una persona violenta y peligrosa, que incendió la casa del matrimonio por represalia y que tiene que pagar con la cárcel por lo que hizo.

El 3 de marzo de 2020 incendiaron la casa de los Gaona y ellos están convencidos de que se trató de una venganza, por ellos asistieron a la ex mujer de Holl, cuando ella se separó de él. “Hace mucho que soy amiga Norma, la ex esposa de Fredy. Ella siempre fue víctima de violencia de género. Es un hombre violento, tira la piedra y esconde la mano”, contó María Cristina en el programa Crimen y Justicia, que se emite por la pantalla de Canal 6 y trata exclusivamente temas policiales y judiciales.

“Un día ella me contó que él se había puesto violento. Y yo le recomiendo que saliera de la casa. Entonces llama a la Policía y el móvil la lleva a mi casa, porque tenía pocas opciones a las que asistir. Además el oficial que la condujo debía volver a la comisaria, porque estaba solo. Por estas circunstancias termina en mi residencia”, recordó. Apuntó que tiempo después, Norma volvió a abandonar la casa que compartía con Holl, pero de manera definitiva.

“Yo le aclaré a Norma que tenía miedo, porque Holl es una persona que despierta esa sensación”, indicó.

María Cristina fue contundente: “Fredy tomó represalias porque nosotros ayudamos a esa víctima de violencia de género. Pero no solo nuestra familia, también recibió la asistencia de otras personas. Holl pensaba que quien ayudaba a ella era enemigo de él. Esto fue la base de la bronca que tiene. Nos quiso quemar vivos”.

De su lado Agustín agregó: “La defensa de Holl está muy lejos de la realidad. No se puede tapar el sol con el dedo. No pueden justificar las armas que tenía el ex concejal, hablaron de herencia, y el padre de Fredy no usaba armas”.

“A mí me queman la casa a las 2 y yo a las 4 ya lo estaba inculpando a él. Holl es un psicópata que se cruzó la línea. Instituyó el miedo hacia su persona. Manotazo de ahogado es esa versión de que se trató de un complot en su contra”, sentenció.

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-