SEGUINOS

POLICIALES

Intento de femicidio: “Mi hermana está peleando por su vida minuto a minuto”

“Carolina (Duhme) pelea por su vida todos los días, minuto a minuto. Toda su familia la acompaña, va a estar siempre con ella. Su estado aún es reservado y la recuperación es lenta. Pero estamos convencidos de que va a salir”. Claudia habla de la fortaleza de su hermana y se emociona. Confía en que la mujer de 29 años de Posadas que el pasado 11 de octubre fue atacada a puñaladas por su ex pareja Jorge Lafalle (60) superará el cuadro crítico.

“El arma blanca le causó daños en una arteria mamaria y en el pulmón derecho. Hace poco salió del coma inducido. Se halla en estado semiinconsciente, por señas se comunica. Transmitió que está aterrada”, confió en una entrevista con Crimen y Justicia, el programa de temas policiales y judiciales que se emite por Canal 6 Digital.

Recordó que pese a que la relación con Lafalle se había roto hace tiempo, su hermana permitió que el hombre viviera un tiempo más en la casa de ella. “Decía que no conseguía nada, que no tenía donde parar y Carolina le permitió quedarse. Pero él se obsesionó con ella y esto se agravó cuando finalmente Lafalle se fue de la vivienda”, indicó.

Claudia contó que el día de la agresión el hombre entró por la parte trasera de la casa de la calle Las Bromelias de Itaembé Guazú. “Lo hizo como el cobarde que es y atacó a mi hermana delante de todos”, recordó.

Carolina entró al Madariaga el 11 de octubre a las 15. Al día siguiente su cuadro empeoró, por la afectación del pulmón. Llegó a estar en coma inducido.

“Queremos que este hombre pague por lo que hizo. Hace un mes y un día que los hijos de Carolina lloran preguntando dónde está su madre”, indicó y precisó que la víctima es madre de un nene de cinco años y de una nena de siete.

Claudia contó que su hermana está muy asustada. En los pocos momentos de lucidez, aterrorizada, pregunta si ya hicieron en muro en la parte trasera de su residencia, el sector por el que Lafalle entró la tarde del hecho.

La mujer, al final de la charla, se dirigió a Lafalle: “Quién es usted para decidir sobre la vida de mi hermana. Juro que me va a pagar cada lágrima que mis sobrinos derramaron por su madre. Anda caminando, tranquilamente, mientras mi hermana necesita un respirador para vivir”.

El agresor está imputado por “tentativa de femicidio” y se encuentra a disposición del juez de Instrucción Uno, Marcelo Cardozo.

Descargar Semanario Seis Páginas
-