Noticiasdel6.com Todas las noticias Shopping del 6 Seis Páginas Deportes en el 6 Radio Misiones Jorge Kurrle Jorge Kurrle

Iprodha: cada contenedor con pilas usadas llevadas al relleno sanitario tiene un chip de georreferencia

Posadas

El Gerente de Obras del Iprodha, José Luis Moreno, dijo a C6Digital que anteriormente la empresa concesionaria que recolectaba las pilas y las enviaba a la provincia de Córdoba para hacer el tratamiento de las mismas dejó de hacerlo desde el 2017. Esa firma cambió sus condiciones y el Instituto entonces quedó con las pilas almacenadas en un galpón que se acondicionó buscando una solución. Estaban guardadas en bidones de plásticos.

Cuidado ambiental: Iprodha envía pilas domiciliarias a relleno de seguridad

Actualmente la firma Aesa Misiones es la empresa concesionaria del Sistema Provincial de Disposición Final de Residuos Sólidos Urbanos.

“Como vimos que, como solución, no la podíamos llevar a otras provincias decidimos hacer el saneamiento y el entierro de estos materiales. En marzo de este año hicimos el primer relleno. Metimos 28 contenedores, cada uno pesa mil kilos, tienen un 70 por ciento de pilas y el otro 30 de un material inerte que impide que las pilas reaccionen entre sí”, resumió Moreno.

Sostuvo que ya se enterraron 21 mil kilogramos y próximamente lo harán con otros 21 mil. “Serán 42 toneladas de pila en total”, afirmó.

Moreno indicó que la recolección de pilas está vigente. Agregó que si bien en una época estuvo más fomentada “ahora vamos a darle un nuevo énfasis en generar conciencia en la gente, que la pila es muy contaminante si la tiramos en la basura común y que nosotros le damos un trato especial”.

El funcionario del Iprodha manifestó, además, que tienen un contrato de concesión y a todos los municipios le dan los recolectores de residuos de 25 litros de plástico con una bolsita especial donde juntan las pilas y luego la empresa se encarga de recuperarlas y acondicionarlas para el relleno.

“La mayoría de los comercios importantes de la zona tienen recipientes y ahora queremos hacer una campaña en las escuelas, organismos oficiales, para generar conciencia de recolectar las pilas”, subrayó.

Según Moreno, hay varios organismos que se encargan de juntar las pilas y darle el tratamiento correspondiente.

Explicó que cada recipiente tiene una capacidad para mil kilos. Se les coloca un material inertizante, unos 300 kilos y 700 kilos de las pilas. Van sellados y con un chip para georeferenciamiento. “En caso de algún escape de material tóxico sabemos cuál de los recipientes” es, agregó.

“Tiene un seguimiento con un chip que se lo sigue con una computadora”, precisó Moreno.