SEGUINOS

POLICIALES

La Cámara de Apelaciones decidirá el futuro de uno de los casos de abuso más resonantes ocurrido en Iguazú

La Cámara de Apelaciones en lo Penal y de Menores se expedirá cuando se termine el receso judicial extraordinario dispuesto por el Superior Tribunal sobre el pedido de excarcelación que hizo la defensa de Carlos Oulier, un hombre oriundo de Salta que está acusado de haber abusado de su propio hijo menor de edad en Puerto Iguazú. El caso de este hombre ha causado gran impacto en la Ciudad de las Cataratas, porque se dio en medio de una dura disputa entre el acusado y su ex mujer, quien radicó la denuncia que lo llevó a prisión.

El sospechoso está acusado del delito de “abuso sexual con acceso carnal agravado por el vínculo en concurso con suministro de material pornográfico a menores”. La causa es tramitada por el juez de Instrucción Tres, Martín Brítes.

El expediente llegó a la Cámara de Apelaciones luego de que la defensa de Oulier apelara una falta de mérito, una recusación y una solicitud de excarcelación, todas rechazadas por el magistrado que entiende en la causa.

Quienes asisten legalmente al acusado sostienen que la imputación deriva de una estrategia armada por la ex pareja de Oulier, quien supuestamente obligó al niño a fabular.

Sin embargo, tanto desde la Fiscalía como desde la madre del menor señalan al salteño como responsable del vejamen.

Se trata de un caso que ha sido muy controvertido y que ha movilizado marchas en reclamo de justicia y también el hecho de que el padre del detenido se encadenara ante el juzgado.
La decisión de la Cámara determinará si el acusado sigue preso y si el magistrado Brítes, quien desestimó su apartamiento, continúa al frente de las actuaciones.

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-