Noticiasdel6.com Todas las noticias Shopping del 6 Seis Páginas Deportes en el 6 Radio Misiones Jorge Kurrle

Ley de Etiquetado Frontal: “La yerba nunca estuvo en discusión porque acá el análisis está puesto en el grado de procesamiento”

Posadas Salud

Tras la publicación en el Boletín Oficial de la Nación la reglamentación de la ley de Etiquetado Frontal, la presidenta del Colegio de Nutricionistas de la Provincia, Gabriela Reyna Allan, hizo referencia en comunicación con C6Digital a los alcances y limitaciones de la nueva norma. Sostuvo que la modificación que van a tener que hacer las empresas para no llevar los octógonos va a estar escalonada.

Explicó que los niveles máximos de sodio, grasas, grasas trans que tiene que tener el producto para no ser perjudicial se va a contemplar una reducción parcial durante nueve meses y 15 meses para las pymes en una primera etapa y en una segunda etapa reducir aún más para llegar a los estándares mínimos, de 18 meses y 24 para pymes.

“Si lo ponemos en un ejemplo, las grasas malas sería: debe contener el producto 12 por ciento de grasas saturadas del total de grasas que contiene el producto. Durante nueve meses se va a permitir eso y luego, por 18 meses más, van a tener que reducir aún más llegando solamente a que ese alimento, del total de grasas, solamente aporte el 10 por ciento”, precisó la nutricionista.

Según indicó, esto se modifica directamente en el Código Alimentario Argentino que es el que regula hoy tanto a individuos como a empresas que quieran producir alimentos. “Por lo tanto tendrán ese periodo de adaptación”, insistió.

Reyna Allan manifestó, además, el octógono de advertencia empieza a regir ahora para que el consumidor cuando se pare delante de las góndolas pueda elegir si adquiere ese producto que le advierte que cuando se elaboró se le agregó demás, en nivel perjudiciales para la salud, azúcar, grasas y demás.

En este marco, señaló que según el grado de procesamiento que sufren los alimentos existen cuatro categorías. Los alimentos naturales como las frutas y las verduras que no tienen procesamiento; los mínimamente procesados, es el caso de la yerba que nunca estuvo en discusión porque las otras dos etiquetas de advertencia que van a tener los productos tienen que ver con el agregado de cafeína y edulcorante. El tercer grupo tiene que ver con los procesados, por ejemplo el pan lactal.

Así, la nutricionista puntualizó que hay procesados que no superan los límites de grasa, sodio, azúcar. Esos productos no van a llevar el octógono pero aquellos que excedan estos límites sí lo van a tener que llevar.

Y por último, que exceden absolutamente todos los límites son los ultraprocesados. La mayoría son a base de sintético a base de alimentos y son los que se conocen como “comida chatarra”. Se trata de gaseosas, snack, salchichas, entre otros.

“Incluso dentro de los procesados, el yogur va a tener que llevar la etiqueta por la cantidad de agregados de los nutrientes críticos que tiene porque acá el análisis de procesamiento, que es la cantidad de nutrientes añadidos que terminan siendo perjudiciales para la salud”, consignó Reyna Allan.

Observó que hay productos que se deben readecuar para revertir a los niveles que no sean perjudiciales para la salud.