SEGUINOS

POSADAS

Ley de talles: piden que Misiones impulse su reglamentación en el Congreso

Hace un año, en noviembre de 2019, se sancionó la Ley Nacional 27.521, que creó el “Sistema único normalizado de identificación de talles de indumentaria”. Esta importante normativa aún no ha sido reglamentada. Ante ello, en la última sesión de la Cámara de Representantes, la diputada Giuliana Perini (PAyS) presentó un proyecto en el cual solicita que “los Diputados Nacionales por la provincia de Misiones impulsen en el Congreso, la regulación de la ley nacional 27.521”.

“Para muchas personas, encontrar ropa puede llegar a convertirse en una situación incómoda y frustrante cuando no hay nada de su talle. Encontrar una prenda del tamaño requerido se transforma así en una odisea, y esto no debería ser así” afirmó la legisladora al fundamentar su proyecto.

La ley en cuestión, resulta complementaria del Código Civil y Comercial de la Nación, de la ley 24.240 de Defensa del Consumidor y de la ley 23.592 de Penalización de Actos Discriminatorios a los fines de su interpretación y aplicación.

Si bien la norma no obliga a los comercios a disponer de cada uno de los talles, sí exige a los fabricantes a unificar una tabla de talles para que todos los comercios tengan ropa con las mismas medidas. La ley establece que el Poder Ejecutivo Nacional, a través del organismo correspondiente, deberá realizar en todo el país y cada 10 años un estudio antropométrico de la población, con el fin de actualizar la base de datos. Los comercios, en tanto, estarán obligados a exhibir un cartel de un mínimo de 15×21 centímetros, en un lugar de fácil visibilización, que contenga la tabla de medidas corporales normalizadas.

Perini sostiene que la reglamentación de esta ley contribuirá en “seguir construyendo una sociedad inclusiva y cada vez más justa”.

El talle único no es el único talle

Varias son las iniciativas surgidas desde la sociedad civil para visibilizar y erradicar la discriminación en materia de talles para ropa en la Argentina. Por ejemplo, desde enero de 2016, la campaña “El talle único no es el único talle”, reconoce las marcas nacionales y no-nacionales de indumentaria del país que muestran el compromiso de ofrecer a su clientela una amplia variedad de talles. Esta campaña consiste en la elaboración de un Directorio de Marcas de Indumentaria, a cuyos comercios adheridos se les pegar un sticker en la vidriera de cada local, señalando al consumidor que el lugar cuenta con diversidad de talles.

“Consideramos que contar con una amplia variedad de talles es un requisito fundamental para comenzar a construir una cultura inclusiva, que celebre la diversidad de cuerpos. Adicionalmente, dentro de las marcas incluidas en la campaña, se felicita a aquellas que cumplen con otros puntos como vidrieras que muestren en diversidad en talle/tamaño de su maniquíes, que utilicen publicidad inclusiva, entre otros aspectos que ayudan” dicen desde la campaña.

Voces

En Misiones la problemática para el acceso de los talles no difiere del resto del país, pero se agrava en las localidades del denominado interior provincial. Vanesa Larramendi (37) vive en Posadas y afirma que “para conseguir un talle adecuado, si tu cuerpo no está dentro de los estándares comerciales y publicitarios de la moda, tenés que recorrer bastante y a veces tenés que conformarte con ropa que no te gusta pero que te entra. Resulta frustrante entrar a cuatro, cinco, seis locales y que ninguno tenga tu talle”.

Pablo Ferreyra (20), vive en Puerto Rico y cuenta que si bien es una persona que disfruta de las tendencias de la moda, “prácticamente nunca encuentro esas prendas que me agradan, en mi talle. Las ropas que me gustan vienen en talles más chicos o un solo talle como si todos tuviéramos el mismo cuerpo. Es ridículo. Es una exclusión que nos pasa a muchísimas personas”.

Agustina Cabaleiro es licenciada en Publicidad e influencer argentina, de 25 años de edad, que con 280 mil seguidores en Instagram, despliega contenidos en la mayoría de los casos vinculan moda y tendencias, con su militancia contra la discriminación a las personas por sus cuerpos. Sostiene Agustina: “Siento que la aprobación de la ley es el comienzo de un gran cambio. Vestirse parece algo banal pero es algo super importante por varios motivos. Uno de los más importantes es que te ayuda a forjar tu personalidad e identidad. No conseguir ropa adecuada o de tu talle lleva a muchas personas a lugares más oscuros como la depresión o la ansiedad. Los cuerpos que más escapan a la hegemonía que plantea el sistema, son los que más sufren”.

Descargar Semanario Seis Páginas
-