SEGUINOS

CULTURA

“Mi mástil, mi bandera”: Alta en el cielo, de cada barrio misionero

¿Qué mejores aliados que el sol y el viento para que las banderas flameen en todo su esplendor? Ninguno de los dos faltó a la cita en la plaza del Barrio 20 de Junio, donde este miércoles 4 de noviembre, se lanzó formalmente el programa “Mi mástil, mi bandera”, iniciativa de la Secretaría de Estado de Cultura de la Provincia cuya premisa es, precisamente, que las banderas vuelvan a flamear en los mástiles de cada barrio y cada pueblo misionero.

Por un rato, las hamacas cesaron su vaivén pleno de gurisada y la pelota dejó de rodar en la cancha de vóley.

Siempre respetando el distanciamiento social, vecinas y vecinos del 20 de Junio se dieron cita con sus silletas y sus mates para disfrutar del acto protocolar, sencillo y breve, del que participaron el gobernador Oscar Herrera Ahuad; el intendente Leonardo Stellato,; el ministro de Hacienda, Adolfo Safrán; el presidente del Concejo Deliberante de Posadas, Facundo Sartori, el coronel del Ejército Argentino, Javier Paiva y uno de los referentes del barrio 20 de junio e inspirador de este proyecto: el ex granadero José Luis Bittencourt.

Por Cultura fueron de la partida el ministro José Martín Schuap, la Subsecretaria de Relaciones Públicas e Institucionales Celina Jedlicka; la Subsecretaria de Revalorización Patrimonial y Museos, Zulma Pittau, y la Subsecretaría de Coordinación de Fomento y Regiones Culturales, Laura Lagable.

Promediando las seis de la tarde, un grupo de niñas del barrio arrió las banderas del pabellón de la plaza, que desde ahora cuenta con dos pabellones, uno de Argentina y otro de Misiones, ambos hechos por las manos de un grupo de costureras de la Asociación Civil Barrios Unidos de Posadas. “No da lo mismo que estas banderas hayan sido hechas por las manos de estas compañeras; tienen ese cariño único puesto en el trabajo. Hoy estamos entregando las primeras de esas cien banderas de Argentina y de Misiones que se hicieron pensando en este programa, que tiene como objetivo recuperar y poner en valor los símbolos patrios; nuestra identidad, en cada barrio. Tenemos que revertir esa frase que suele decirse, “yo argentino”, para que no sea nunca más dicha como metáfora del desentendimiento, sino que tenemos que decir, “yo argentino, voy a intervenir y voy a ser parte de la solución”, expresó el ministro Schuap antes de hacer entrega de las banderas de flameo a los referentes vecinales de los barrios Cocomarola Este, Sesquicentenario, Poujade y Villa Dolores.

También presente en el acto, la diputada provincial Yamila Ruiz, hizo entrega al ministro de Cultura, de una copia del proyecto de declaración de interés provincial del programa “Mi Mástil, Mi bandera” aprobado en la Legislatura Provincial. A su turno, el intendente “Lalo” Stelatto saludó la propuesta y aseguró que “desde el municipio vamos a acompañar esta muy buena idea, mejorando cada plaza de la ciudad”.

Mientras la Banda de Música del Servicio Penitenciario Provincial se preparaba para cerrar el protocolo con algunas canciones, a algunos vecinos de los más antigüos del barrio no les alcanzaba el barbijo para disimular las lágrimas cuando José Luis Bittencourt recordó en el micrófono, cómo los combatientes de la guerra de Malvinas, entre penurias y muerte, “tuvieron que esconder la bandera argentina para no entregarla” y la tristeza que le causaba ver en la plaza de su barrio el mástil huérfano. Ahora, gracias a este programa y al compromiso de los propios vecinos, el Barrio 20 de Junio podrá decir orgulloso: aquí está la bandera esplendorosa. De aquí a poco, esa será la suerte de otros tantos barrios a lo largo y ancho de la provincia. (Prensa Cultura)

Descargar Semanario Seis Páginas
-