SEGUINOS

REGIONALES

Covid-19: cómo se desplegó el operativo para repatriar a 347 argentinos

El director de Atención Primaria de Salud, Leopoldo Benítez, habló sobre el operativo de repatriación a varados en Paraguay, de los cuales tres eran misioneros.

Consultado sobre las repatriaciones, el médico explicó que “siguen ingresandom pero en menor cantidad porque se endurecieron un poco más los controles y requisitos. Si no tienen domicilio real dentro de la provincia, no ingresan. Así y todo necesitan tener el resultado negativo del hisopado”.

El profesional recomendó que cada persona se realice las pruebas necesarias en el lugar en el que esté. “Tiene una validez de 48 horas y con ello pueden presentarse en El Arco y en el Puesto Centinela”.

Sobre las personas que trabajan en otras provincias, señaló que “por más que den negativo deben cumplir los 14 días de cuarentena”. “Difícilmente va a poder salir e ingresar”, aclaró.

“En caso de dar positivo y acreditar el domicilio dentro de la provincia, te dejan entrar con todas las recomendaciones. Hay un seguimiento que se hace durante los 14 días a través de un equipo de médicos que diariamente hacen el monitoreo de pacientes”, contó el director de APS.

En ese marco, explicó: “Si el paciente es sintómatico o tiene algún factor de riesgo, debe internarse 4 o 5 días en el Hospital de Fátima, donde se realiza una evalución clínica y el monitoreo. Si clínicamente está compensado, se le da el alta con el tratamiento ambulatorio en su domicilio”. “Los tratamientos son únicamente de sostén para sintomáticos”, agregó.

Entre las excepciones contempladas están los trabajadores encargados del abastecimiento de alimentos e insumos hospitalarios y farmaceúticos, al que las Fuerzas de Seguridad.

Respecto al operativo llevado a cabo el fin de semana -en el que ingresaron 347 argentinos que estaban varados en Paraguay-, Benítez comentó que se realizó “en varias etapas”. “La gran mayoría no eran residentes de la provincia, por lo que únicamente hicimos el tránsito y se los acompañó hasta la salida. Hubieron solamente 3 casos de residentes misioneros, así que activamos el protocolo”, dijo.

“Cuando ingresa la persona, una unidad de traslado se presenta en el puente para llevarlo al Hospital de Fátima, se realiza el hisopado y se esperan entre 6 y 8 horas los laboratorios. Al obtener el resultado negativo, se les dio de alta pero igual deben hacer cuarentena”, indicó.

En tanto, resaltó que “en esta oportunidad tuvimos la suerte de que Migraciones instaló cámaras con detector de temperatura en el puente, que automáticamente disparan una alarma si el paciente tiene la temperatura elevada pero por suerte no pasó”.

Este mecanismo “facilitó mucho el trabajo porque la vez anterior tuvimos que desplegar muchos recursos humanos para menor cantidad de gente”.

Descargar Semanario Seis PáginasDescargar Semanario Seis Páginas


-