SEGUINOS

PROVINCIALES

Recomendaciones de Salud Pública frente a las tormentas intensas

Ante la presencia de fuertes lluvias acompañadas de intensas ráfagas de viento en diferentes áreas de provincia, el Ministerio de Salud Pública de Misiones, recomienda a la población seguir pautas de cuidado para evitar que estos fenómenos meteorológicos provoquen consecuencias en la salud de las personas afectadas.

Entre las recomendaciones, el Ministerio de Salud solicitó a la población que en caso de ser posible posponga actividades a desarrollar en espacios al aire libre, y pidió a las personas resguardarse en el interior de una casa, edificio o automóvil, cerrando las persianas o cortinas y asegurando las puertas que dan al exterior.

Además, es muy importante desconectar los aparatos eléctricos, como las computadoras y apagar los acondicionadores de aire, ya que las variaciones de voltaje que provocan los rayos pueden causar graves daños e incendios. También recomendó evitar el contacto con tuberías, debido a que los caños y dispositivos del baño pueden conducir electricidad y producir una descarga a aquellas personas que entren en contacto con estos artefactos.

Si la persona se encuentra en el exterior, se recomienda buscar resguardo y no permanecer a la intemperie. En el caso que no sea posible, las personas deben alejarse de los árboles o postes de luz y no aproximarse a carteles u otras estructuras de chapa.

Ante la presencia de rayos, las personas que están afuera no deben pararse en una colina, en un campo abierto, en la playa o en un bote sobre el agua. Deben buscar resguardo en un edificio sólido y resistente, pero no se deben refugiar en cabañas aisladas u otras estructuras en áreas abiertas.

Además, no hay que tomar contacto con superficies de metal como tractores, motocicletas, y bicicletas. En caso de lesionados llamar al 107.

En el caso de encontrarse en campo abierto sin edificios en las cercanías, la mejor protección es permanecer agachado, al aire libre, manteniéndose alejado a una distancia igual a dos veces la altura del árbol. Si usted siente una descarga eléctrica (su cabello se erizará o sentirá un hormigueo en la piel), es posible que un rayo este próximo a caer sobre usted. Agáchese y póngase en cuclillas. Coloque las manos sobre las orejas y la cabeza entre las rodillas. Hágase lo más pequeño posible y reduzca al mínimo su contacto con el suelo, no se tienda en el suelo.

Las tormentas eléctricas son un fenómeno meteorológico caracterizado por la presencia de rayos, acompañadas por lluvias y vientos fuertes, pero pueden presentarse también sin estas condiciones climáticas. Se forman entre nubes o entre una de estas nubes y la tierra, y la descarga es visible por la luz destellante que se produce con trayectorias sinuosas y de ramificaciones irregulares, a veces de muchos kilómetros de distancia.

Consejos prácticos

•             Quédese en su casa y evite circular por la calle, ya sea a pie o en vehículo.

•             Tenga una provisión de agua segura o mineral y alimentos no perecederos. Guárdelos en lugares elevados para evitar que entren en contacto con el agua.

•             Evite que los niños, las personas mayores o con alguna enfermedad o discapacidad queden solos en la casa.

•             Permanezca lejos de ríos y cursos de agua que estén en riesgo de desborde, como así también de tendidos eléctricos.

•             Identifique los lugares altos de su zona, así como los refugios temporales y las rutas para llegar a ellos.

•             Si está en un vehículo y el agua comienza a subir, bájese y busque refugio

•             Manténgase informado sobre los avisos y recomendaciones emitidos por las autoridades gubernamentales a través de los medios de comunicación.

•             Ante lesionados llamar al 107 Emergencias

Si su casa se inundó:

•             Espere a que el agua baje para realizar la limpieza; no manipule artefactos eléctricos y siempre desconecte el interruptor o la térmica.

•             No toque cables del tendido eléctrico que estén derribados.

•             Utilice botas y guantes de goma durante la limpieza.

•             Ventile las habitaciones.

•             Retire los alimentos que hayan estado en contacto con el agua y los que hayan estado por más de 2 horas sin refrigeración.

•             Deseche los artículos que no pueda lavar y desinfectar (colchones, alfombras, tapices, juguetes, revestimientos de muros y paredes y productos de papel).

•             Limpie a fondo pisos, paredes, muebles, mesadas y otros objetos utilizando 1 taza de lavandina (del tamaño de un pocillo de café) cada 10 litros de agua (1 balde).

•             Mantenga a niños y mascotas fuera del área afectada hasta que se haya realizado una limpieza completa.

Además, es importante adoptar los siguientes recaudos:

•             Lavarse las manos con agua y jabón después de ir al baño, de cambiar los pañales al bebé y antes de comer o manipular alimentos.

•             Lavar frutas y verduras con agua segura.

•             Continuar amamantando a su hijo. La leche materna ayuda a generar defensas en los niños.

•             Lavar las mamaderas con agua segura.

Fotografía: Archivo

Descargar Semanario Seis Páginas
-