Noticiasdel6.com Todas las noticias Shopping del 6 Seis Páginas Deportes en el 6 Radio Misiones Jorge Kurrle Jorge Kurrle

Reflexión del Pastor Guillermo Decena: “La depresión II”

Religión

La depresión puede traer consecuencias físicas y emocionales, como insomnio, pérdida del apetito, pérdida de fuerza y problemas físicos. También lástima de sí mismo, baja autoestima, llanto continuo y temor. Vivimos en una sociedad depresiva y al que sufre depresión todo le impide salir de la tristeza, pero en lo espiritual está la solución. Veamos lo que nos dice la Palabra de Dios.

Isaías 61:1-3. Síntomas sociales de la depresión: la persona se aísla, rechaza y se siente rechazado. Pérdida de memoria, crítica excesiva de sí mismo, malas actitudes que necesitan arrepentimiento.

Hoy sabemos que el vínculo entre los procesos inflamatorios y los síntomas de la depresión se confirman por la asociación de síntomas depresivos con enfermedades inflamatorias autoinmunes o neuroinflamatorias tales como el asma, la diabetes, la alergia, la artritis reumatoide, la enfermedad celíaca, la esclerosis múltiple, y la enfermedad de Parkinson. Vivimos en una sociedad depresiva y al que sufre depresión todo le impide salir de la tristeza, pero en lo espiritual está la solución.

Debemos entender la tarea de Jesús, debemos aceptar su ministerio sobre nuestra vida. Esto es importante, porque creer en Jesús no quiere decir que aceptemos que Él nos sane. Debemos ser sanados de los quebrantos del corazón, que Él nos dé consuelo de todos los lutos que acarreamos. Que nos dé aceite de gozo en lugar de luto y permitir un manto de alegría sobre nuestra vida en lugar un espíritu angustiado.

Hoy vemos que la depresión no es pecado, es un ataque maligno que trae desesperanza y tristeza. Se puede describir como un vacío interior que te trae un sentimiento de desgano de tal manera que ves el futuro con negatividad.

Pero el planteo en la sanidad es esto: ¿Lo físico produce lo espiritual, o lo espiritual produce los problemas físicos? En líneas generales, dice la Biblia que lo que se ve, fue creado de lo que no se veía. De manera que podemos atacar lo espiritual y tendremos más resultados positivos. Y ya que los medicamentos antidepresivos son tan contra producentes, trayendo manifestaciones secundarias tan terribles, vale la pena probar con lo espiritual, porque Jesús lo primero que sana es lo emocional ¡Porque tal vez allí está radicado todo lo demás!

Juan 16:33. Una de las causas de la depresión son las circunstancias que están fuera de nuestro control. Puede ser la muerte de un familiar, una enfermedad terminal, un divorcio, abusos del pasado, crisis económica, la vejez, que por supuesto, no se puede parar. Todos tenemos situaciones que están fuera de nuestro control. Uno de los miedos más grandes es perder el control. Por eso una de las cosas más grandes es rendir nuestro control a Cristo, es fundamental y nos da abundante paz.

LA DEPRESIÓN ES UN MAL QUE SUFREN MUCHAS PERSONAS

1 Reyes 21:1-7. Pero las personas no se dan cuenta ni buscan ayuda. Muchos toman malas actitudes para vencer o tratar de contrarrestar la depresión.

“Y vino Acab a su casa triste y enojado,… y se acostó en su cama, y volvió su rostro, y no comió. Vino a él su mujer Jezabel, y le dijo: ¿Por qué está tan decaído tu espíritu, y no comes?” (1 reyes 21:4 y 5)

La depresión bíblicamente presenta una sintomatología: a) Triste b) Enojado c) En cama d) Volvió su rostro (rechazo) e) Pierde el apetito.

Cuando empezamos a caminar con Cristo comenzamos a desarrollar una alta tolerancia a las frustraciones y a los acontecimientos que no podemos manejar, Dios nos brinda fortaleza y nos da fe para creer que, en cualquier momento, Dios manejará lo que nosotros no podemos modificar.

Este es el pecado de Adán; el querer manejar todo sin Dios, y así es el pecado del ser humano, quiere manejar todo y no se rinde al Señor. A lo sobrenatural se entra a través del hambre o por las imposibilidades. Cuando te viene alguna imposibilidad es donde no llegas a controlar. Pero Dios quiere mostrar a un Dios grande. ¡Mi Dios lo hará!

Cuando te dicen que esto es imposible ¡Dios lo hará posible! La fortaleza de la incredulidad está en la razón. Cuando hemos perdido algo muy cercano, lo más valioso de nuestra vida, es el Dios de la segunda oportunidad. Cuando hay una situación más allá de tus posibilidades, gózate en el Señor, entra en lo sobrenatural.

Isaías 61:1-3 (NTV). Cuando permitimos que Dios nos saque de la depresión, también Él quiere darnos, a partir de una visión de fe, todo lo que el diablo se llevó “él (Dios) nos remidió de la maldición de la ley, y nos dio la bendición de Abraham” Es un intercambio: a Jesús le damos la tristeza y Él nos da la alegría, le damos nuestra enfermedad y Él nos da la salud.

“Reconstruirán las ruinas antiguas, reparando ciudades destruidas hace mucho tiempo. Las resucitarán, aunque hayan estado desiertas por muchas generaciones. Los extranjeros serán sus siervos; alimentarán a los rebaños de ustedes, ararán sus campos y cuidarán de sus viñedos. Ustedes serán llamados sacerdotes del SEÑOR, ministros de nuestro Dios. Se alimentarán de los tesoros de las naciones y se jactarán de sus riquezas. Disfrutarán de una doble honra en lugar de vergüenza y deshonra. Poseerán una doble porción de prosperidad en su tierra, y una alegría eterna será suya. «Pues yo, el SEÑOR, amo la justicia; odio el robo y la fechoría. Recompensaré fielmente a mi pueblo por su sufrimiento y haré un pacto eterno con él. Sus descendientes serán reconocidos y honrados entre las naciones. Todo el mundo se dará cuenta de que es un pueblo al que el SEÑOR ha bendecido». ¡Me llené de alegría en el SEÑOR mi Dios! Pues él me vistió con ropas de salvación y me envolvió en un manto de justicia. Soy como un novio en su traje de bodas o una novia con sus joyas. El SEÑOR soberano mostrará su justicia a las naciones del mundo. ¡Todos lo alabarán! Su justicia será como un huerto a comienzos de la primavera, cuando brotan las plantas por todas partes” Isaías 61: 4-11

Ahora Dios te promete, si te dejas sanar, que bendiciones eternas te perseguirán! Que Dios te bendiga y tengas una semana de victoria!

Pastor Guillermo Decena

Centro Familiar Cristiano Eldorado